Sanidad reconoce su falta de previsión en la protección de los sanitarios

Sanidad reconoce su falta de previsión en la protección de los sanitarios

La falta de equipos de protección individual (EPI) se contempla como causa del alto número de contagiados por coronavirus del personal sanitario. Así lo ha reconocido Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias. España presenta una de las cifras más altas de contagio entre el personal sanitario. Las últimas cifras conocidas trasladan que, un 13% del total de casos positivos, son del personal sanitario. En total son 5.400 profesionales los que se han contagiado de Covid-19.

Simón ha manifestado, en la rueda de prensa después del Comité de Gestión Técnica del Coronavirus, que se estudian tres causas. Una de ellas pudo ser por “dos o tres brotes” de coronavirus que tuvieron lugar en hospitales al comienzo de la epidemia. Esos brotes tuvieron “un impacto” en los sanitarios afectados. Ello, unido a que “algunos también se han podido infectar en la comunidad”, no solo en el centro sanitario.

La falta de equipos de protección, causa de los contagios de sanitarios

Simón considera que la segunda causa fue la falta de equipos de protección individual (EPI) para los sanitarios. El acceso a esos equipos “ha sufrido algunos momentos críticos en la capacidad de aportarlos”. Pero subraya que ahora el acceso “está resultando suficiente” a nivel general. Ha considerado que la escasez ha sido muy puntual. La situación puede haberse debido a un problema de “disponibilidad global” de estos productos, por la dificultad de adquirirlos en el mercado.

En relación al colapso en servicios asistenciales, como UCI, ha anunciado que se puede generalizar “a todo el territorio español”. Ya que coincide con el pico de casos y la evolución de las personas ingresadas. Ha solicitado aumentar “esfuerzos” para “racionalizar el uso de servicios” y lograr material de protección y todo material que precisen en las UCI.

Simón ha insistido que “esta es la semana dura” en la lucha contra el Covid-19. “Todos estamos esperando a ver si hemos conseguido, con las medidas muy agresivas, llegar a ese pico y empezar a descender en número de nuevos casos. En muy breve tiempo deberemos ver si esto tiene efectos o no”, ha señalado. Simón ha avisado que, aunque baje la curva de contagios, la situación de los centros sanitarios tardará en mejorar. “La presión sobre los hospitales va a ir más allá del momento en el que controlemos la transmisión. Los profesionales sanitarios van a tener un periodo de presión mucho más largo”.

Hay incertidumbre acerca de si España seguirá la tendencia de Italia

Simón ha sido preguntado acerca de si España seguirá la misma tendencia que Italia, a lo que ha respondido: “Ahora mismo no es fácil hacer comparaciones entre países”. “Los inicios de las epidemias no han sido igual, por lo tanto no se pueden valorar en la misma manera. Las maneras tampoco han sido igual. El impacto ha tenido que ser de diferente intensidad. Aunque es cierto que entre algunos países puede haber similitudes, hasta la fecha no podemos valorar una equivalencia en la situación de España ni con Italia ni China ni otros países europeos”.

Ha añadido, además que España ha comenzado a tomar medidas antes, tanto de confinamiento como de protección. “Llevamos diez días desde las duras medidas a nivel nacional, en principio deben tener un impacto importante, se tiene que observar en estos días”, ha comentado, insistiendo en que “lo que se ha hecho en España es mucho más restrictivo que en otros países”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *