“¿Qué pensarán los jóvenes?”, por Francisco Estepa Vílchez.

Francisco Estepa Vílchez.

Ayer cumplí 52 años y aunque de forma lejana, en mi memoria tengo algunos recuerdos de la transición y las manifestaciones sociales para defender el derecho a la Democracia y la libertad. Esta semana hemos podido escuchar como la señora Ayuso, dirigente regional del Partido Popular en Madrid, se arrogaba la defensa de la libertad en exclusividad en su comunidad autónoma, como si el socialismo en España hubiese sido el que durante 40 años oprimió con una dictadura fascista nuestras libertades. Tal vez, porque esta señora nació después de la muerte del dictador y en el colegio nadie le enseñó un poco de historia y mucho de adoctrinamiento ultraconservador.

Es descorazonador que muchos jóvenes hoy en día no conozcan la historia de España de los últimos 100 años y todas las atrocidades que se pueden cometer cuando la ciudadanía es privada de sus derechos esenciales por parte de algún fascista autoritario. Una sociedad que no se preocupa de formar a sus ciudadanos en derechos humanos e igualdad, está condenando su futuro a que tarde o temprano, alguien la prive de esos derechos y esa igualdad, porque no sabrán defender lo que tiene.

¿Qué estarán pensando los jóvenes cuando han visto que en Murcia, una moción de censura, salta por los aires por que el PP ha comprado la voluntad de 3 representantes de Ciudadanos? Algunos no sabrán que una moción de censura es un mecanismo que en Democracia sirve para posibilitar cambios de Gobierno, como sucedió con el Partido Popular y Mariano Rajoy tras las informaciones del caso Gurtel, pero tal vez piensen que ir votar no sirve para nada y que al final todos los políticos se venden por dinero. Personalmente, pienso que es un gran escándalo para el PP que compra voluntades y promueve el transfuguismo, que tanto daño hace a la Democracia y a la confianza de la ciudadanía en la política.

Pero lo que gustaría saber, es lo que deben de estar pensando los jóvenes en la Comunidad de Madrid, que se pueden ver abocados a unas elecciones anticipadas, con el perjuicio económico que supone en estos momentos para esa comunidad, para el empleo y para el tejido productivo. Personalmente, en este caso, pienso que es otro gran escándalo para el PP que ha preferido sacrificar la economía de Madrid, ante el pánico a que, de forma democrática, se pudiese conformar un Gobierno progresista en Madrid, después de 26 años de gobiernos del PP, salpicados por decenas de escándalos de corrupción. Veremos lo que ocurre en los próximos días.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.