La triste situación de los ciudadanos de Hong-Kong que extraditarán a China

La triste situación de los ciudadanos de Hong-Kong que extraditarán a China

La polémica propuesta de ley de extradición a China de los sospechosos de cometer delitos en Hong Kong seguirá adelante tal y como ha asegurado Carrie Lam, jefa del Ejecutivo de la región autónoma especial asiática. Aunque “muchos de los participantes en las manifestaciones han expresado sus preocupaciones sobre los intentos del Gobierno de modificar la legislación” el Ejecutivo hongkonés continuará con la medida, que mañana será sometida a una segunda lectura.

“Se trata de una propuesta de ley muy importante que ayudará a defender la justicia y garantizar que Hong Kong cumple con su obligación internacional en materia de delitos transfronterizos y transnacionales”, ha dicho Lam.

Miles de personas se manifestaron en contra de esta norma, registrándose cargas policiales. La jefa de Gobierno ha señalado acerca de estas manifestaciones que es un signo de que “los derechos y la libertades individuales” quedan “protegidas y salvaguardas” aunque haya críticas vertidas por los propios manifestantes.

La propia Lam ha tratado de rebajar los extremos de la iniciativa legislativa para adaptarlos en buena medida a la opinión de la población, sin éxito. Algunos manifestantes llegaron, incluso, a pedir la dimisión de la jefa de Gobierno y hasta los jueces ha manifestado su preocupación por la entrada en vigor de la nueva ley. Tal es así que hasta un miembro del Alto Tribunal de Justicia fue amonestado por la magistratura del Supremo después de que se supo que había apoyado una petición pública para frenar el proceso de aprobación.

El Gobierno chino, por su lado, también se ha manifestado al respecto, destacando que continuará con su apoyo al Ejecutivo de Hong Kong para aprobar la polémica ley. Según ha publicado el diario estatal China Daily, “algunas fuerzas extranjeras” pretenden provocar estragos en la región a cuentas de la ley de extradición. “Cualquier persona vería que la legislación es legítima, sensata y razonable y que reforzará el imperio de la ley en Hong Kong y ofrecerá una mayor justicia”, señala el periódico.

Con todo, apunta a que “desafortunadamente, algunos residentes de Hong Kong han sido engañados por la oposición y sus aliados extranjeros para apoyar la campaña contra la extradición”. Así, el diario asegura que los manifestantes “no se han dado cuenta de que la oposición los está utilizando simplemente como peones en sus maniobras para obtener ganancias políticas al dañar la credibilidad y reputación del Gobierno”. China Daily reitera que “algunas fuerzas extranjeras están aprovechando la oportunidad para promover su propia estrategia para dañar a China”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *