La Comisión llama la atención a España por excesiva deuda, escasa investigación y mucha precariedad

La Comisión llama la atención a España por excesiva deuda, escasa investigación y mucha precariedad

La incluye entre los países europeos con desequilibrios económicos.
En sus informes por países, la Comisión Europea ha advertido a España del “elevado” desempleo, la segmentación del mercado laboral, el alto nivel de deuda pública y la necesidad de incrementar la inversión en investigación y desarrollo. Además, ha incluido a nuestro país entre los países europeos con desequilibrios económicos junto a Francia, Países Bajos, Bulgaria, Croacia, Irlanda, Portugal, Rumanía y Suecia. Chipre, Grecia e Italia los incluye por desequilibrios “excesivos”.

En concreto, respecto a España, Bruselas entiende que las medidas para aumentar el crecimiento económico se han implementado lentamente y, aunque el desempleo sigue con una tendencia bajista, continúa siendo “alto”. “Los retos continúan, en especial en lo respectivo a la segmentación del mercado laboral, la investigación y la innovación y la regulación económica, principalmente en el sector servicios”, señala en un comunicado.

También advierte de que España acumula “grandes” cantidades de deuda interna y externa, publica y privada, aunque el crecimiento económico continúa siendo “sólido”. Esto representa una “vulnerabilidad”, más aún “en un contexto de elevado desempleo” y con “relevancia transfronteriza”.

“Todavía son necesarios más esfuerzos para que las finanzas públicas vuelvan a una senda sostenible” porque la deuda pública solo ha caído “levemente” apuntan desde la Comisión Europea. También, hacen hincapié en la bajada de los préstamos dudosos en los balances de los bancos y la caída de la deuda privada.

El Ejecutivo comunitario destaca que el reequilibrio del sector exterior ha seguido aunque el superávit de la cuenta corriente se “debilitó” en 2018 “reflejando factores vinculados al entorno global”. Por tanto, surge la necesidad de “superávit por cuenta corriente sostenidos y durante un periodo extendido de tiempo” con el objetivo de rebajar las obligaciones externas hasta niveles “prudentes”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *