Fiscalía cree que los independentistas deben seguir en prisión

Hasta el lunes no habrá una decisión por parte del juez Llarena.
Según ha informado un portavoz de la Fiscalía acerca del informe presentado ante el juez Llarena, del Tribunal Supremo, el Ministerio Público “considera que en estos momentos persisten los riesgos de fuga y de reiteración delictiva”, por lo que considera que los diez independentistas encarcelados, como medida provisional, deben continuar en prisión. En la mañana de ayer, los diez acusados acataron ante el juez Pablo Llarena la aplicación del artículo 155 y se comprometieron, aunque con matices, a abandonar la vía unilateral de independencia de Cataluña. Tanto Oriol Junqueras como sus siete exconsejeros encarcelados, así como Jordi Sànchez y Jordi Cuixart, aseguran que no hay argumentos para que sigan en prisión. Sin embargo, para los fiscales Jaime Moreno y Consuelo Madrigal, “ante la gravedad de los hechos investigados”, solicitan que se mantengan las medidas cautelares para los diez acusados.
Según los abogados, de una parte de los ex consejeros del PDeCAT, y, de otra, de los consejeros de ERC, todos ellos en la misma línea, manifestaron que han acatado “a su manera” el orden constitucional, comprometiéndose a defender su política por los cauces constitucionales. Sin embargo, el juez Llarena ha decidido posponer su decisión hasta el lunes, por lo que los acusados han vuelto a la cárcel.
Con la esperanza puesta en que el juez del Tribunal Supremo decretara una fianza, varios representantes, tanto de las formaciones políticas como de las asociaciones independentistas ANC y Òmnium Cultural, habían ido reuniendo dinero para afrontar los pagos que permitieran a los encarcelados eludir la prisión, basándose en las cantidades impuestas a los miembros de la Mesa del Parlament.

Defenderán la independencia dentro de la legalidad
De los diez encarcelados, ocho se presentan a las elecciones autonómicas del próximo 21 de diciembre y aseguran que no renuncian al objetivo de la independencia de Cataluña, pero se comprometen a hacerlo sin recurrir a la violencia y siempre desde el diálogo. Cabe recordar que todos se negaron a contestar a los fiscales cuando el 2 de noviembre declararon ante la Audiencia Nacional. En esta ocasión, Junqueras y Romeva se han negado a responder a las preguntas de los fiscales cuando se les ha preguntado si acataban la Constitución aunque fuera por imperativo legal, mientras que Forn y Borràs han respondido a todas las partes, así como Rull ha respondido a todos menos a Vox, Mundó a algunas de las preguntas y Bassa a bastantes de ellas. Sànchez y Cuixart respondieron a todas las partes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.