Editorial “Santamaría espera la caída de Casado”

Cuando Soraya Sáenz de Santamaría exige más del 40% de la dirección política del Partido Popular presidido por Casado es siempre por algo. En primer lugar, por colocar a los suyos en los puestos de responsabilidad y ejercer una parte del poder perdido.
Quiere además, no lo duden, proponer en las listas autonómicas y locales a todos aquellos que les sean afines. Por lo menos en su debida proporcionalidad que, según ella, representa el porcentaje obtenido en el congreso del Partido Popular.
Santamaría quiere sostener el poder, en primera y segunda derivada, en la dirección y en las listas, en lo orgánico y en lo institucional, no por evitar la deriva derechista de la formación conservadora, sino para mantenerse a la espera de acontecimientos.
Los cuchillos se mantienen afilados y firmes a la espera de la caída de Casado. Los más afines a Santamaría esperan que el nuevo líder dure poco. Tanto por sus propuestas escoradas a la derecha, como por una situación sobrevenida indeseada que pudiera darse.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *