Editorial “El PP y la carga de los mamelucos”

Editorial “La carga de los mamelucos”

Se hunde el PP. Las encuestas no ofrecen dudas. Pueden exagerar la tendencia, pero hay tendencia.
¿Quiénes son ahora los mamelucos sino el ejército de intereses, corrupción e impunidad que plaga la Comunidad de Madrid y que se mezcla con la gente en la recepción de la Puerta del Sol, confundidos entre corbatas y trajes, impostores muchos de la elegancia en busca de su propio interés?
El pintor aragonés, Francisco de Goya, es tan madrileño como el que más. Porque en Madrid no hay extranjeros. Y, nadie mejor que él para reportar a la humanidad la crueldad del ejército francés, dirigido por Murat, contra el pueblo de esta villa. Y así lo plasmó en el cuadro intitulado La carga de los mamelucos el dos de mayo en la Puerta del Sol.
Los malelucos eran mercenarios egipcios que trabajaban para el ejército de Napoleón y que se empeñaron en masacrar a los insurgentes. Hechos que ocurrieron en la mismísima Puerta del Sol que hoy abre sus puertas al tejido económico y social de la provincia.
Ahora los mamelucos están dentro. Son esa tupida red de corrupción, mercenarios del dinero, que ha creado el Partido Popular de Madrid de espaldas a los madrileños y a la justicia. Los mamelucos no son más que los que cargan contra la decencia.
El pueblo de Madrid, alborotado, paseará por las inmediaciones, contemplará el desfile, asistirá desde fuera a una recepción que tiene más de triste que de alegre. Porque la alegría está en la gente, sobre todo la de Madrid, siempre contenta con su devenir, no en unas instituciones que se han encargado de pudrir los nuevos mamelucos.

3 thoughts on “Editorial “El PP y la carga de los mamelucos””

  1. Porque la gente que vota a PP es fiel y no les cuestiona nada, los socialistas somos nuestros críticos más severos y no perdonamos los errores de los nuestros

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.