El Ejército de EEUU, contra Trump, dice que nunca defenderá a un dictador

El Ejército de EEUU, contra Trump, dice que nunca defenderá a un dictador

El Ejército de EEUU se ha posicionado claramente al manifestar que ha jurado defender “la Constitución” y no a “un dictador”. Lo asegura el general Mark Milley, presidente del Estado Mayor Conjunto estadounidense.

En el Ejército de EEUU se ha vivido una cascada de dimisiones en esta semana después de que Donald Trump cesara a Mark Esper como secretario de Defensa. Acto seguido, varios altos cargos del Pentágono presentaron su renuncia. Entre ellos, James Anderson, subsecretario de Defensa.

Así, también dimitieron Joseph Kernan, principal funcionario de Inteligencia, y Jen Stewart, la jefa de gabinete de Esper. El nuevo secretario de Defensa es Christopher Miller, hasta ahora director del Centro Nacional Antiterrorista.

En el acto de inauguración de un museo del Ejército de EEUU, Milley declaró que “somos únicos entre los ejércitos. No hemos jurado defender a un rey o a una reina, a un tirano o a un dictador. Nuevos jurado defender a un individuo. No hemos curado defender a un país, a una tribu o a una religión. Hemos jurado defender la Constitución”.

Precisamente, el presidente del Estado Mayor Conjunto estadounidense estuvo acompañado en la inauguración por Miller.

El Ejército de EEUU ya se mostraba preocupado antes de las elecciones

El general Milley ya manifestó, antes de las elecciones, su preocupación por los últimos nombramientos de Trump en el Pentágono. Todos ellos son oficiales políticos leales al mandatario, procedentes del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca. Su cometido es imponer la agenda presidencial en el Departamento de Defensa.

Según han trasladado fuentes del Pentágono a la CNN, han sido justo estos nombramientos los que han precipitado el cese de Esper. El ex secretario de Defensa no coincidía con Trump en la intención presidencial de acelerar la retirada de tropas de Afganistán. Consideraba que la situación sobre el terreno no era la más propicia.

Y es que dos de los últimos nombramientos de Miller no están exentos de polémica. Por un lado, Douglas MacGregor, que defendió el uso de fuerza letal como medida para disuadir a los migrantes de cruzar la frontera de manera ilegal. Por otro, Anthony Tata, que en una ocasión llamo líder terrorista a Barack Obama.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.