Editorial “Entierro y reconciliación”

Editorial “Entierro y reconciliación”

Lo que hay que enterrar en España es que los que conculcaron el orden constitucional, republicano y democrático, sigan insultando, después de muertos, a las víctimas. Que los responsables de haber destruido la República, aún con sus defectos, tengan monumentos y honores habiendo sido los autores de haber roto la legalidad en España.
No se puede homenajear a un dictador que durante 40 años se burló de todos los españoles y aplastó cruelmente cualquier reacción democrática en nuestro país. Y menos se puede hacer esto diciendo al mismo tiempo, en forma de tomadura de pelo, que es el Valle de los Caídos, de todos los caídos, de cualquier bando.
El discurso del General Franco en la inauguración precisamente del Valle de los Caídos demuestra que se trató de una venganza y, más tarde, de un insulto al enterrar a sus pies a una buena parte de sus víctimas. Es hora, pues, de alentar la reconciliación nacional del todo.
Para lo cual, es importante convertir el Valle de los Caídos en un lugar precisamente de reconciliación. No puede ser el homenaje a un dictador, sino el recuerdo de aquello que nunca más debemos volver a repetir en nuestra historia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.