Editorial “El error de la gran coalición”

El supuesto ejercicio de responsabilidad que se le exige al SPD con el fin de evitar nuevas elecciones es la mejor garantía para que la caída de la socialdemocracia, víctima de sus propias contradicciones, siga su curso.
Si Merkel es incapaz de formar gobierno, ¿por qué el SPD tiene que asumir el coste de respaldarla como canciller? ¿Por qué no da la saliente un paso atrás? ¿Por qué tenemos que ser los socialistas los responsables de la convocatoria de nuevas elecciones?
Admiro la buena voluntad de Schulz. Pero hay que sopesar si es bueno para Europa que el electorado socialista esté cada vez más confuso. ¿No nos basta con el resultado de las últimas elecciones en Alemania? Un retroceso fruto de la anterior gran coalición que sólo permitió a los conservadores seguir de pie.
Es hora de reclamar coherencia y evitar que la erosión de la socialdemocracia europea siga lastrando a los partidos que la representan. Sí, somos organizaciones de gobierno, pero también somos partidos transformadores.
Y no hay nada que transformar coaligados con los conservadores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *