Ucrania pagó al abogado de Trump

Ucrania pagó al abogado de Trump

Para cerrar una reunión entre el presidente estadounidense y el ucraniano.
Según han revelado fuentes de Inteligencia de este país europeo Michael Cohen, abogado personal del presidente estadounidense Donald Trump, habría recibido, al menos, 400.000 dólares por cerrar una reunión entre el mandatario norteamericano y Petro Poroshenko, presidente de Ucrania, en junio de 2017. Estas informaciones han sido desmentidos tanto por el abogado como por el Gobierno ucraniano. Según señala una de estas fuentes, un grupo grupos de presión de la antigua república soviética en la embajada del país en Washington consiguieron que ambos dirigentes se encontraron solamente para una sesión de fotos, algo que ha confirmado una segunda fuente, que también desde lo que se hizo un pago a Cohen de 600.000 dólares, sin conocimiento de Trump, subraya la BBC.
Poroshenko y el presidente estadounidense se reunieron en la Casa Blanca el 20 de junio de 2017 en lo que, oficialmente, fue una visita “de paso”, después de las conversaciones mantenidas con el vicepresidente norteamericano, Mike Pence. Al parecer, el presidente ucraniano quería reunirse con Trump por lo sucedido en la campaña de las presidenciales de 2016, en las que coma el mandatario de este país europeo, creyendo que Hillary Clinton podría hacerse con la victoria, autorizó que se filtrara un documento, publicado por The New York Times, según el cual el jefe de campaña de Trump, Paul Manafort, habría recibido millones de dólares de agentes vinculados a Rusia en Ucrania. Manafort dimitió.

Desmentidos
Tras el regreso de Poroshenko a Ucrania, la Oficina Anticorrupción Nacional de ese país informó que había cerrado la investigación relacionada con Manafort. Por su parte, Cohen, en un mensaje enviado a la agencia de noticias Reuters, ha subrayado que “esta historia es completamente falsa”, mientras que la Oficina del presidente ucraniano ha calificado la información de “burda mentira, difamación y falsedad”, igual que los dos ciudadanos de ese país que gestionaron el canal secreto que llevó a la reunión entre Trump y Poroshenko. La Casa Blanca no se ha pronunciado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *