Torrent suspende el pleno del Parlament por una discusión sobre un lazo amarillo

Torrent suspende el pleno del Parlament por una discusión sobre un lazo amarillo

Carlos Carrizosa, portavoz de Ciudadanos, retiró uno de estos símbolos y se negó a reponerlo.
Desde que comenzó la legislatura, los miembros de Junts per Catalunya y Esquerra Republicana ponen un lazo amarillo en cada uno de los escaños de los diputados encarcelados o huidos. El miércoles, el portavoz de la formación naranja retiró uno de estos lazos de uno de los asientos reservados para el Govern y se negó a reponerlo, como le pidió el presidente de la Cámara. Ante su negativa, Torrent suspendió la sesión durante aproximadamente una hora. Reunidos los grupos parlamentarios con el presidente del Parlament se acordó reanudar la sesión y que el lazo siguiera en un escaño, pero ahora al lado de Torra y no en la bancada delante de donde se sientan los representantes de Ciudadanos. Una diputada declaró en los pasillos de la Cámara catalana que “el mal ya está hecho, hemos dado una imagen malísima que se puede dar a entender que legitima lo que pasa en las playas”, evocando la polémica de Canet de Mar, en la que soberanistas clavaron cruces amarillas en la playa de esa localidad y una mujer se dedicó a quitarlas, con el consiguiente revuelo y rifirrafe.
Previamente, el portavoz naranja había solicitado a Torrent que se retirará el lazo puesto que, a diferencia de los otros símbolos en las bancadas, ese no representaba a nadie porque el Govern no ha tomado posesión. El presidente de la Cámara se negó, llamando al orden por las quejas de los diputados de Ciudadanos y advirtiéndoles de que “no convertirán esto en un patio de escuela ni en una olla de grillos”. A renglón seguido, Carrizosa procedió a quitarlo él mismo y a tirarlo al suelo. Torrent le llamó la atención y le pidió que entregara el símbolo a los ujieres, siendo ignorado por parte del portavoz naranja. Fue cuando el presidente del Parlament levantó la sesión. En la anterior legislatura, la de la DUI, Àngels Martínez, diputada de Catalunya sí que es pot retiro unas banderas españolas que los representantes del PP habían dejado en sus escaños, siendo recriminado por la, entonces, presidenta de la Cámara, Carme Forcadell.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.