El Supremo obliga a vender el patrimonio de Miguel Blesa

El alto tribunal considera a Blesa responsable civil subsidiario de los 9,3 millones gastados por las tarjetas black.
En su sentencia, el Tribunal Supremo considera que el expresidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, que se suicidó el 19 de julio, es responsable civil subsidiario de los 9,3 millones gastados por las llamadas tarjetas black durante su mandato. La sentencia continúa diciendo que, en caso de que no se recupere todo el dinero se debe proceder a la venta de los bienes del ex banquero, respondiendo, así, por aquello que no reintegren sus consejeros alrededor de 8,8 millones de euros.
Los 65 acusados del caso de las tarjetas black de Caja Madrid y Bankia, condenados por la Audiencia Nacional a penas de entre tres meses y seis años de prisión por un delito continuado de apropiación indebida entre 2003 y 2012, gastaron 12,5 millones y deberán devolverlos con intereses. De esos 12,5 millones, 9,3 fueron bajo el mandato de Blesa y es de lo que responderá el patrimonio del ex banquero.

No hay responsabilidad después del fallecimiento
Es lo que argumento la defensa de Blesa, que había fallecido antes de ser condenado en firme, por lo que no cabe la responsabilidad civil, añadiendo que no se puede ejercer una acción penal que se ha extinguido por el fallecimiento del procesado, y que, tampoco, se deben mantener las responsabilidades civiles.
El Tribunal Supremo, en cambio, rechaza este argumento hay considerar la sentencia como firme y que, por tanto, se debe ejecutar en sus propios términos. “No se ha aportado nuevo poder de los herederos, lo que supone que, habiendo cesado la representación procesal, el recurso deberá tenerse sobrevenidamente por desierto. Esta declaración determina la firmeza de la sentencia de instancia, sin perjuicio de que la responsabilidad criminal debe tenerse por extinguida por fallecimiento del reo”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.