Siguen las protestas en Francia

Siguen las protestas en Francia

Decenas de ciudades han sido escenario de nuevas protestas en Francia por la Ley de Seguridad Global que penaliza la difusión de imágenes de policías.

El clamor popular es generalizado por una ley que pretende controlar, entre otras cosas, el impacto mediático de las acciones policiales en manifestaciones. Una suerte de protección a los agentes, pero un atentado a la libertad de información.

La exigencia de la coordinadora #StopLoiSecuriteGlobale (#StopLeydeSeguridadGlobal) es la retirada total del, cuanto menos, polémico proyecto de ley. Especialmente, la intención de dicha coordinadora es la modificación y eliminación del artículo 24, aunque sus pretensiones afectan a la totalidad del proyecto legislativo.

El artículo 24 de la Ley de Seguridad Global prevé sanciones por la difusión maliciosa de imágenes de agentes de la Policía.

Protestas en Francia al estilo ‘chalecos amarillos’

Las manifestaciones tuvieron su máxima expresión en París, cuya cita se inició en la plaza de la República con el apoyo de los ‘chalecos amarillos’, especialistas en protestas en Francia.

Tuvieron en jaque al Gobierno de Emmanuel Macron durante más de un año y terminaron por doblegarlo ya en abril de 2019. No contentos y sin amedrentarles la epidemia, volvieron a la carga en mayo de 2020.

Las protestas de París también contaron con el respaldo de representantes del mundo de la cultura, que exigen la reapertura de cines, museos y teatros.

Asimismo, hubo movilizaciones en Arras, Chambéry, Clermont-Ferrand, Estrasburgo, Toulon o Montpellier. En esta última localidad, alrededor de 3.000 personas, según la Prefectura, se manifestaron al ritmo de música tecno. Una reivindicación era el derecho a organizar fiestas.

No son pocas las jornadas de protestas en Francia. Llevan semanas en contra de la Ley de Seguridad Global. Ya en noviembre, unas 133.000 personas, según el Ministerio del Interior galo, se manifestaron en la que fue la penúltima gran concentración.

Hace tan solo quince días, 34.000 en toda Francia, según Interior, 200.000 según los convocantes. En estas última se detuvo a 75 asistentes y 12 agentes resultaron  heridos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.