Seis niños afganos muertos por la explosión de una mina

El hecho se ha producido en la provincia de Balj, al norte de Afganistán.
La explosión alcanzó de lleno a los seis niños que estaban jugando con un artefacto que había sido colocado en una cuneta en el distrito de Dawlatabad, cuyo jefe, Mohamad Karim, ha confirmado la muerte de los niños que tenían entre ocho y diez años de edad. De momento, ningún grupo ha reivindicado la colocación de este artefacto explosivo improvisado, algo muy habitual en las carreteras y calles de esta zona para atentar contra militares extranjeros y fuerzas de seguridad bajo el mando del Gobierno afgano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.