Se aplaza la decisión sobre la excarcelación de Junqueras

El ex vicepresidente apeló a su convicciones religiosas y a favor del civismo para salir de la cárcel.
Según diversas fuentes, Oriol Junqueras, durante la breve intervención ante los tres jueces que deben revisar su recurso contra la decisión de mantenerle en prisión incondicional, apeló a sus convicciones religiosas y a favor del civismo para pedir su excarcelación, aunque no hizo acatamiento expreso de la legalidad, pero sí dijo ser partidario del diálogo y la bilateralidad. El diputado electo volvió a la prisión de Estremera sin saber si sus argumentos convencieron a Miguel Colmenero, Francisco Monterde y Alberto Jorge Barreiro, los tres magistrados que componen la Sala de Apelaciones. Los jueces se reunieron pero decidieron aplazar su decisión y hoy retoman la deliberación.
Aunque en las vistas de apelación solo suelen intervenir las defensas y las acusaciones, el juez colmenero, que presidía la sesión, brindó a Junqueras la oportunidad de que utilizara el último turno de palabra para matizar o añadir lo que hubiera dicho su abogado, como así hizo. “Quiero rogarles que me pongan en libertad”, argumentando sus convicciones religiosas y su compromiso con “el civismo, la concordia y la paz”, incompatibles con participar en “actos violentos”. Además, alegó que los ciudadanos le habían elegido como representante.

El fiscal mantiene el supuesto delito de rebelión
La Fiscalía, por su parte, sigue considerando a Junqueras “promotor e impulsor” de “comportamientos violentos” que se dieron durante el procés, que podrían ser constitutivos de un delito de rebelión, en especial las movilizaciones independentistas el 20 de septiembre, jornada en la que una comisión judicial estuvo “retenida, casi secuestrada” durante los registros policiales a sedes de la Generalitat. “Estamos ante un proceso de rebelión permanente coma prolongado en el tiempo”, sostiene la Fiscalía: “Los llamamientos a las masas hacen muy probable la violencia, y a quien los realiza le resulta indiferente que se produzcan”, afirmó el fiscal Javier Zaragoza.
Por su parte, Andreu van Den Eynde, abogado defensor del ex vicepresidente de la Generalitat, alegó que no hay riesgo de reiteración delictiva ni fuga y que, una vez celebradas las elecciones del 21 de diciembre, Junqueras tiene el derecho a poder ejercer la representación que le han otorgado los ciudadanos, a lo que el fiscal respondió queso elección incluso su posible nombramiento como presidente de la Generalitat no puede afectar a su situación de prisión provisional porque no conlleva el alejamiento del riesgo de reincidencia delictiva.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.