Sanciones al petróleo ruso: los Veintisiete vuelven a reunirse

Sanciones al petróleo ruso: los Veintisiete vuelven a reunirse

Los embajadores de los Veintisiete vuelven a reunirse este domingo para tratar de alcanzar un acuerdo sobre las sanciones al petróleo ruso.

Además, este sexto paquete de sanciones contempla la ampliación de la lista de personas y entidades a castigar. Asimismo, expulsar a Sberbank y a otras dos entidades el sistema bancario Swift.

Así, fuentes comunitarias señalan que el único debate abierto es el de las sanciones al petróleo ruso. La idea es que el paquete de castigos a Rusia se apruebe en bloque cuando se solventen las diferencias.

Aunque los Veintisiete están de acuerdo en el embargo al crudo de Rusia, los problemas para alcanzar un acuerdo están en cuestiones técnicas y económicas.

Una de ellas es garantizar el suministro de combustible a aquellos socios son más dependientes del petróleo ruso.

Es el caso de Eslovaquia y Hungría, que piden mayor flexibilidad hasta que encuentren alternativas, apuntan las mismas fuentes.

También República Checa y Bulgaria reclaman un trato distinto. Mientras, otras delegaciones pedían mayor atención a la hora de evaluar los cambios con el fin de que no acaben diluyendo las sanciones.

Así las cosas, la Comisión Europea propuso el pasado martes imponer un embargo total a las importaciones de petróleo ruso a la UE. Además, por cualquier vía, es decir, oleoductos o transporte en barco.

Con todo, se abría un período de transición de seis meses para el crudo y de ocho para los productos ya refinados.

Ese modo, se contaría con un margen suficiente para buscar alternativas que contribuyan a la desconexión del petróleo ruso. Asimismo, para contener el impacto en los mercados.

Desde el principio, el Ejecutivo comunitario incluyó una excepción para Hungría y Eslovaquia, por su fuerte dependencia. De este modo, ambos países quedarían exentos de la puesta en vigor de la sanción hasta un año después.

Sin embargo, los técnicos húngaros y eslovacos consideran insuficiente ese plazo y reivindican que su exención se retrase hasta finales de 2024.

Por su lado, también quieren condiciones similares con las que cuentan Hungría y Eslovaquia países como República Checa y Bulgaria. Por ahora, sólo los checos han conseguido entrar en la excepción.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.