Sánchez y Ayuso acuerdan coordinarse frente a la pandemia

Sánchez y Ayuso acuerdan coordinarse frente a la pandemia

Sánchez y Ayuso, presidente del Gobierno central y su homóloga del Ejecutivo de la Comunidad de Madrid, respectivamente, se reunieron en la mañana de ayer para analizar la situación epidemiológica en la región. Acordaron coordinarse en un frente común para afrontar la epidemia en Madrid.

Así, ambos dirigentes han llegado al acuerdo de crear un “Espacio de Colaboración” entre ambas Administraciones con reuniones semanales. Dicho “Espacio” tendrá el apoyo de distintos grupos de trabajos que estarán formados por cargos de ambos gobiernos, además de técnicos. El objetivo es “coordinar y planificar respuestas contra la pandemia”.

Ya el comunicado conjunto difundido a los medios avanzaba lo que en rueda de prensa posterior Sánchez y Ayuso confirmaban. Habrá un equipo principal, el ‘Grupo Covid-19’, compuesto, por parte del Ejecutivo central, por Salvador Illa, ministro de Sanidad, y Carolina Darias, ministra de Política Territorial y Función Pública.

Por parte del Gobierno regional, por Ignacio Aguado, vicepresidente de la Comunidad, y Enrique Ruiz Escudero, consejero de Sanidad. Dicho grupo contará con un portavoz técnico para atender a las necesidades informativas de la ciudadanía.

“Ambos presidentes entienden imprescindible la actuación coordinada de las administraciones, reforzando los mecanismos de cogobernanza para ampliar así la capacidad de respuesta”, reza el comunicado.

Las propuestas del Grupo Covid-19 “servirán de recomendaciones a las actuaciones propias que seguirá ejecutando el gobierno de la Comunidad Autónoma de Madrid en el ejercicio de sus competencias”, agrega.

Las recomendaciones del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias (CCAES) del Ministerio de Sanidad y de los técnicos sanitarios de la Comunidad de Madrid serán la base en la que se apoyará el grupo de Illa, Darias, Aguado y Escudero. Además, se apoyará en otras dos estructuras denominadas “Unidades de apoyo”.

Habrá dos unidades de apoyo al grupo central

Más en concreto se trata de una Unidad Territorial y una Unidad Técnica. Éstas se reunirán dos veces a la semana para evaluar la evolución de la epidemia. Asimismo, elevarán a Grupo Covid-19 sus propuestas, aportando “ideas” y realizando “proyectos concretos para su desarrollo”.

Destacar que en esa Unidad Territorial estará José Luis Martínez Almeida, alcalde de Madrid, el municipio al que afectan las nuevas restricciones en 26 de sus zonas básicas de salud. También formarán parte de ella el consejero de Vivienda y Administración Local de la Comunidad de Madrid, la Secretaria General de Coordinación Territorial y el presidente de la Federación Madrileña de Municipios.

La Unidad Técnica estará compuesta por el Consejero de Justicia e Interior, el Consejero de Transportes, ambos de la Comunidad de Madrid. Asimismo, el Delegado del Gobierno en Madrid y la Secretaria General de Transportes del Gobierno de España. Un representante de la UME, otro de la Policía Nacional, un representante de la Guardia Civil, el Director del SUMMA-112 y el Director del SAMUR completan la unidad.

Rueda de prensa conjunta de Sánchez y Ayuso

Sánchez y Ayuso comparecieron en una rueda de prensa conjunta después de finalizar la reunión. Ambos insistieron en la necesidad de afrontar el desafío de la crisis sanitaria actual con unidad. El presidente del Gobierno de España reiteró que llegaba a la Puerta del Sol sólo para “ayudar”, no para “tutelar” ni para “enjuiciar” lo hecho.

Con un tono cordial, puso a disposición del Ejecutivo regional todas las herramientas con las que cuenta el Estado que el Gobierno de Madrid manifestara necesitar. Insistió en la cogobernanza, con respeto absoluto al ámbito competencial de la Comunidad. Volvió a ofrecer rastreadores, medios, recursos –ya se entregaron más de 1.500 millones de euros— para destinar a Sanidad y Educación.

No fue tan cordial el tono de la presidente madrileña, que aprovechó su intervención para reivindicar el papel de Madrid como motor de España. Aunque invocó la autocrítica, no fue ella quien reconoció errores.

Pasó casi inadvertida una minúscula rectificación respecto a sus declaraciones señalando a los barrios humildes, pobres, y a los inmigrantes como los responsables del aumento de los contagios. Apenas pudo escuchársele romper una lanza por la igualdad de acceso a los recursos sanitarios de unos y otros, pobres y ricos. Lejos de eso, volvió a denunciar, veladamente, lo que a su entender ha sido un abandono de Madrid por parte del Gobierno de Sánchez.

En cualquier caso, la reunión de Sánchez y Ayuso sirvió para dejar claro que sin cooperación no es posible doblegar al virus. Fue el presidente del Ejecutivo central quien más insistió en lo peligrosa de la epidemia, aunque sea en menor medida que la primera oleada. Y fue él y no la jefa del Gobierno regional, quien reiteró que con unidad se logrará.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.