Rusia, dispuesta a romper relaciones con la UE

Rusia, dispuesta a romper relaciones con la UE

Creciente tensión entre Rusia y la Unión Europea tras la advertencia del bloque comunitario de imponer sanciones por la detención del opositor ruso Alexei Navalni.

Lejos de calmarse los ánimos desde el episodio del pasado sábado, se enturbian aún más las relaciones entre Bruselas y Moscú. Más aún tras que Josep Borrell, Alto Representante de la UE para Política Exterior, haya recomendado imponer sanciones por el asunto del opositor detenido.

Una detención que ha provocado manifestaciones en contra que se han saldado con miles de detenidos en Rusia.

Así las cosas, Serguéi Lavrov, ministro de Exteriores ruso, ha asegurado que Moscú está dispuesto romper relaciones con el bloque comunitario si se imponen sanciones. Especialmente, si se pone en riesgo la economía del país.

En declaraciones en el canal de YouTube Soloviov Live, el ministro apuntó que están dispuestos en caso de que “volvamos a ver que se imponen sanciones a algunos sectores, incluidos los más sensibles, generando riesgos para nuestra economía”.

Según manifestó, no es el deseo de Rusia aislarse del mundo, pero es necesario que el país “esté preparado”. Poco después, matizó que Moscú “estaría preparado para ruptura si ésta se realiza por iniciativa de la Unión Europea”. A su vez, pide “cooperación sobre la base de la igualdad y del respeto mutuo”.

Al tiempo, Dimitri Peskov, portavoz del Kremlin, remarcó que Rusia “no quiere” romper con la UE, sino “desarrollar las relaciones”. “Si es la UE la que entra en ese camino, entonces sí, estamos preparados, porque tenemos que estar preparados para lo peor”, señaló.

En ese sentido, explicó que “si nos enfrentamos a una política extremadamente destructiva que pueda dañar nuestra infraestructura, nuestros intereses, entonces, claro está, Rusia debe estar preparada de antemano para esas medidas poco amistosas”.

Rusia advierte de que está preparada

A ese respecto, el portavoz moscovita recalcó que su país debe ser “independiente”. Asimismo, tener la capacidad de “garantizar la seguridad de los sectores más sensibles”.

Por ello, ser capaz de “sustituir todo aquello de lo que se le pueda privar a través de la infraestructura nacional, en caso de que triunfe de la locura”, apuntó.

Adoptando el clásico victimismo de Moscú, Lavrov dijo que “los problemas entre nosotros y la Unión Europea empezaron hace mucho. Durante todo este tiempo” el bloque comunitario “ponía a prueba nuestra paciencia y buena voluntad”.

Culpó a la UE de derrumbar “en 2014 la arquitectura de multifacético sus vínculos con nuestro país que se venía edificando durante décadas”. Además, acusó a los países bálticos del bloque comunitario de convertirse en unos “rusófobos inveterados” y de arrastrar a la UE a esas posiciones”.

Cabe recordar que Moscú, aunque Lavrov lo niegue, anunció en plena rueda de prensa conjunta con Borrell la expulsión de tres diplomáticos de Alemania, Polonia y Suecia.

“No fue programada” la decisión insiste el ministro. “Esta decisión se tomó una vez que estas personas fueron identificadas en las manifestaciones ilegales”, concluyó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.