Ronald Koeman, nuevo entrenador del Barcelona

Ronald Koeman, nuevo entrenador del Barcelona

Ni Xavi, ni Iniesta, ni Pochettino, ni García Pimienta. Ronald Koeman (57 años) es desde ayer el nuevo entrenador del FC Barcelona. Lo será, en principio, por dos temporadas, aunque la segunda estará condicionada al próximo presidente culé.

El acuerdo estaba prácticamente cerrado entre el ya ex seleccionador nacional de Holanda y Óscar Grau, director ejecutivo del Barça. Éste había viajado a Ámsterdam para entrevistarse con el también ex jugador blaugrana y ofrecerle el puesto que ocupaba Quique Setién desde enero.

Tras la humillante derrota en cuartos de la Champions ante el Bayern (8-2) y su eliminación, estaba claro que el cántabro no continuaría. Eso sí, Josep Bartomeu sigue ahí, pese a que una mayoría de la afición y parte de la directiva piden su dimisión.

Koeman aterrizó en Barcelona en la mañana de ayer para estampar su firma en el contrato que lo ligará al Barça durante dos años. Eso, siempre y cuando el nuevo presidente –Bartomeu no puede ser reelegido— no decida otra cosa.

El ex jugador holandés genera consenso en todo el barcelonismo. Con el cartel de cruiffista, casi tiene asegurado el beneplácito de la afición. Además, ésta no olvida que el defensa neerlandés marcó el gol que dio al Barça su primera Copa de Europa en 1992.

Por delante, la ardua tarea de renovar la plantilla, algo que implicará despidos en el vestuario. El final de temporada ha evidenciado que el equipo adolece de juventud y necesita una regeneración.

Alguno de los ‘intocables’ caerá en un proceso extremadamente delicado que puede herir más de una sensibilidad entre el barcelonismo. Quien no lo acompañará en esa gestión será Eric Abidal. Lo despidieron el lunes. De todos modos, su labor ha traído más polémicas y problemas que beneficios.

Koeman: casi leyenda del fútbol holandés, español y europeo

La difícil gestión a la que se enfrenta ya se prepara en las cocinas del club y, de momento, Tintín ya ha dejado un aviso a navegantes: “sólo quiero trabajar con gente que quiera estar aquí”. ¿Lo habrá entendido Messi?

De Koeman se pueden decir pocas cosas que cualquier aficionado al buen fútbol no sepa, sobre todo como jugador. Debutó como profesional en el Groningen en 1980. Buena parte de su carrera deportiva ha sido en el Barcelona.

Con la elástica azulgrana conquistó cuatro ligas, una Copa del Rey, tres supercopas de España y una supercopa de Europa, además de la citada Copa de Europa de 1992, como integrante de aquel Dream Team a las órdenes de Johan Cruyff.

Ha sido jugador de los tres grandes equipos holandeses, es decir, Ájax, PSV y Feyenoord. Tras este último colgó las botas en 1997. Pero antes, su actuación fue decisiva en la Holanda campeona de Europa en 1988, torneo disputado en Alemania.

Sus cifras son demoledoras e inauditas en un defensa: 253 goles en 535 partidos. El mayor goleador en esa posición. A ello contribuyó su fortaleza física y su demarcación en el campo como defensa y centrocampista. Lo que entonces se llamaba ‘líbero’, hoy llamado mediocentro defensivo o defensa ofensivo o adelantado.

No es la primera vez que entrena al Barça. Solo un año después de retirarse, ejerció como enlace de la primera plantilla culé a las órdenes de Louis van Gaal. Un año después entrenó al filial catalán, para luego volver a Países Bajos para hacerse cargo, ya como primer entrenador, del Vitesse.

A finales de 2001 pasó al Ájax, donde permaneció hasta 2005, dejando voluntariamente el equipo por desavenencias con su mentor Van Gaal. Fue cuando emigró a Portugal para encargarse del Sport Lisboa y del Benfica.

Volvió a España a finales de 2007

Su regreso a Eindhoven se produjo a mediados de 2006 para ocupar el puesto dejado por Guus Hiddink. Pero aquel romance duró poco y fue seducido por la paella y la horchata. En casi noviembre de 2007 se convertía en el entrenador del Valencia, aunque por los resultados ligueros se granjeó la oposición de la afición ché.

Y aquello también duró poco y en el verano de 2009 marchó rumbo a la tierra que lo vio nacer, para entrenar al AZ Alkmaar. Después, Feyenoord, Southampton y Everton.

Fue entonces, en febrero de 2018, cuando recibió la llamada de la Real Asociación Neerlandesa de Fútbol para que preparara un equipo capaz de ganar el Mundial de Qatar 2022. Para Rusia ni se clasificó y en Brasil quedó tercera.

Holanda nunca ha sido campeona del mundo de fútbol pese a haber llegado a tres finales. Una de ellas, la última a la que llegó, la perdió por culpa de Iniesta en el minuto 116. En ninguna jugó Koeman. España sólo ha llegado a una, y la ganó: frente a Holanda.

Ayer, esa misma Asociación Neerlandesa anunciaba que Koeman dejaba de ser el seleccionador nacional de Holanda. Había fichado por el Barcelona.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.