Rivera retira ahora el apoyo al Gobierno en la aplicación del 155 en Cataluña

Rivera retira ahora el apoyo al Gobierno en la aplicación del 155 en Cataluña

Le acusa de estar haciendo “dejación de funciones”.
Albert Rivera, presidente de Ciudadanos, anunció ayer que deja de apoyar al Ejecutivo en la aplicación del 155 después de la tensa bronca que protagonizó con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, a propósito de Cataluña durante la sesión de control al Ejecutivo. “Le he dicho a Rajoy que no vamos a seguir apoyando en esto”. “Hasta aquí hemos llegado con esta situación”, subrayó y aprovechó para criticar a Rajoy que no haya recurrido al Tribunal Constitucional el voto delegado en el Parlament de Carles Puigdemont y Toni Comín. En su opinión está “haciendo una dejación de funciones”. “Hasta ahora, nos llamaba y contaba con nosotros. Pero desde que han salido las encuestas, ha dejado de hacerlo”, ha explicado. A efectos prácticos, el que Ciudadanos deje de apoyar la aplicación del 155 en Cataluña no tiene consecuencia alguna, según varios líderes del PP. Mientras, en la réplica, Rajoy tildó al líder naranja de aprovechategui y le ha reclamado lealtad, como, dijo, la que está prestando el PSOE, a quienes se dirigió diciéndoles que “no sé si les estoy haciendo daño a ustedes con esta afirmación”. No obstante, desde el PP no entienden bien qué significa el anuncio de Rivera. “Tiene que explicar qué significa romper. Si eso quiere decir que ya no apoya el 155, es una pataleta de niño pequeño”, manifestó Fernando Martínez-Maíllo, coordinador general de los populares.
El líder de la cuarta fuerza política del país lleva cuatro meses reclamando mayor dureza en la aplicación del 155. “Le pido que vigilen el dinero, usted no puede mirar hacia otro lado mientras nos dan un golpe”, exigió al presidente del Gobierno en el Hemiciclo, a cuentas de que se ha desvelado que se empleó dinero público, no ya para el 1-O, sino para el 9-N y que no se haya recurrido ante el Tribunal Constitucional el voto delegado de Puigdemont y Comín, a lo que Rajoy respondió que los servicios jurídicos no aconsejaban ese recurso porque no podría prosperar.
Por su parte, Margarita Robles, portavoz del PSOE en el Parlamento, entiende que Ciudadanos no tiene talante de Estado, declarando a los medios en los pasillos del Congreso que “el PSOE es muy crítico con el Gobierno en muchos temas, pero como somos un partido de Gobierno y de Estado en temas como la lucha antiterrorista o la cuestión territorial, hemos apoyado al Gobierno, no por ser Gobierno sino por ser políticas de Estado”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *