Rajoy alienta la secesión con un decreto sin precedentes

Las empresas podrán aprobar un cambio de sede social sin someterlo al voto del accionariado.

El Consejo de Ministros del pasado 6 de octubre aprobó, mediante real decreto unas medidas urgentes que faciliten a las empresas cambiar su sede social de manera inmediata con solo la aprobación por parte del consejo de administración. Esto ha permitido que CaixaBank, por ejemplo, se mude a Valencia.
Según el Ministerio de Economía, esta ley “aclara quiénes son los órganos competentes para aprobar el cambio de sede social […] Se facilitan los trámites de manera que solo si existe una declaración expresa en contrario por parte de los Estatutos de la sociedad, será el Consejo de Administración el competente para aprobarlo”. Se trata de matizar el artículo 285 del Texto Refundido de la Ley de Sociedades de Capital mediante “una aclaración de su contenido, para así facilitar su aplicación”. En 2010, la norma establecía que cualquier modificación de los estatutos sería competencia de la Junta de Accionistas y que, salvo disposición en contra de los estatutos, era el órgano de administración quien tenía las competencias para cambiar el domicilio social, pero “dentro del término municipal”. En 2015 se cambió y se amplió la capacidad del consejo de administración a “todo el territorio nacional”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.