Pero, ¿qué es el coronavirus realmente?

Pero, ¿qué es el coronavirus realmente?

Somos muchos los que nos estamos preguntando qué es el coronavirus realmente después de que haya saltado a primera página informativa el coronavirus de Wuhan, conocido como Covid-19. Este coronavirus se ha saldado, por el momento, con 2.100 fallecidos, además de casi 75.000 contagiados. Científicos de toda la geografía mundial están intentando hallar el patrón de comportamiento de dicho virus con el fin de desarrollar una vacuna que logre evitar la epidemia, surgida en China, y que está sobrepasando las fronteras.

Por parte del Centro de Control y Prevención de Enfermedades de China ha sido realizado un estudio, considerado el más completo hasta el momento. El objetivo es conocer qué es el coronavirus realmente. Para ello, se han realizado análisis en más de los 72.000 casos confirmados, sospechosos y asintomáticos.  El alto grado de contagio del Covid-19 es de los asuntos más preocupantes, a pesar de que se ha llegado a la conclusión de que es “poco mortal”, situando la tasa media de mortalidad en el 2,3%. En el epicentro de la epidemia, en la provincia china de Hubei, el porcentaje se dispara al 2,9%, si se compara con el 0,4% del resto de China. En 2003, el SARS mostró una tasa de mortalidad del 9,6%. A su vez, el MERS sitúa su tasa de mortalidad en el 35%.

Para saber qué es el coronavirus en realidad, se desgranan en el informe sus principales características. Más del 80% de los casos conocidos son leves, mientras que el 13,8% son graves. Únicamente el 4,7% es considerado como crítico.

Existe relación entre el coronavirus realmente y la gravedad

“En aproximadamente un 14% de los casos, el virus provoca síntomas graves, como neumonía y disnea. Y aproximadamente un 5% de los pacientes presentan síntomas muy graves, como insuficiencia respiratoria, choque septicémico e insuficiencia multiorgánica. En un 2% de los casos notificados, el virus es mortal y el riesgo se incrementa con la edad”, ha trasladado la OMS, una vez publicado este estudio.

Existe una estrecha relación entre el coronavirus realmente y la gravedad de los efectos cuando existen enfermedades previas. Ése es el principal peligro del Covid-19. Se registran más índices de mortalidad en personas que padecen enfermedades cardiovasculares con un porcentaje del 10,5%, en caso de personas diabéticas el índice es de 7,3%, siendo de un 6,3% en quienes tienen enfermedades respiratorias crónicas. Únicamente no padecían ninguna enfermedad previa el 0,9% de los fallecidos.

Otra cuestión clave en el padecimiento del coronavirus es la edad. Curiosamente, los niños pequeños son “resistentes” a padecerlo. El paciente más joven fallecido tenía 9 años. La tasa de mortalidad se sitúa en un 0,2% en pacientes de hasta 39 años. A partir de los cuarenta se produce un aumento progresivo del porcentaje de fallecimientos, llegando hasta el 15% cuando se trata de personas mayores de 80 años.

En el estudio realizado con el fin de desentrañar lo que es el coronavirus realmente, queda evidentemente claro que es “altamente contagioso”, además que su propagación tiene lugar de un modo “extremadamente rápido”.

Según el informe, la curva de la epidemia llegó a su punto más alto entre el 23 y 26 de enero, fecha a partir de la cual ha disminuido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.