Qatar, Arabia y Emiratos compran las multinacionales farmacéuticas occidentales

Qatar, Arabia y Emiratos compran las multinacionales farmacéuticas occidentales

La crisis del coronavirus ha puesto en el punto de mira de los principales fondos del Golfo Pérsico a las compañías farmacéuticas. Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos o Qatar ya han adquirido acciones en estas multinacionales, al abrigo de la pandemia y la carrera para fabricar y comercializar las vacunas, según cuenta en su edición el diario El Mundo.

El último en sumarse a esta estrategia ha sido, Mubadala Investment Company (MIC), fondo soberano de Abu Dabi y principal accionista de la española Cepsa.

MIC ha irrumpido esta semana en el capital de PCI Pharma Services. La estadounidense proporciona desde las primeras etapas de desarrollo de un medicamento hasta su lanzamiento comercial y su distribución.

La apuesta también ha tenido su réplica en Arabia Saudí. Allí, el Fondo de Inversión Pública Saudí, con 320.000 millones de dólares en activos, ha realizado adquisiciones en Pfizer y BioTech por valor de 8.600 millones de euros.

La fusión de estas dos gigantes farmacéuticas espera la autorización de su vacuna contra la Covid-19 el próximo octubre. Confía en suministrar unas 100 millones de dosis en todo el mundo hasta finales de este año.

Qatar, rival político de saudíes y emiratíes, también ha salido en busca de oportunidades en plena crisis sanitaria global. El pasado julio la Autoridad de Inversión de Qatar, con 328.000 millones de dólares en activos, rubricó un acuerdo para adquirir una participación en la biotecnológica alemana CureVac.

La empresa, respaldada por Bill Gates, prepara su inminente salida a Bolsa. Además, realiza pruebas para el desarrollo de vacunas contra enfermedades infecciosas a partir del ácido ribonucleico.

La búsqueda de nuevas inversiones en farmacéuticas está lejos de haber concluido

Los fondos soberanos bendecidos por los petrodólares, los más ricos del planeta, buscan ahora otros modelos de inversión. El objetivo, diversificar su vinculación directa con el crudo.

El establecimiento de relaciones diplomáticas entre Israel y Emiratos, rubricado hace unas semanas, abre nuevas oportunidades en el sector médico. También existe interés por compañías chinas, europeas y coreanas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.