El PNV exige al Gobierno la fusión Kutxa-BBVA

El PNV exige al Gobierno la fusión Kutxa-BBVA

El nacionalismo vasco busca resituar a Euskadi en el nuevo tablero bancario, para lo cual el PNV ha pedido al Gobierno que promueva la fusión del BBVA con KutxaBank.

Con el fracaso de la fusión (absorción) del banco que preside Carlos Torres con el Sabadell se ha escapado una primera oportunidad. Sin embargo, el poder económico que ofrece la entidad que aglutina a las antiguas cajas de ahorro vascas puede ser una buena solución.

Desde el PNV tienen claro que son pieza clave para sostener al Ejecutivo de Pedro Sánchez y quieren aprovechar la ocasión para adelantar a Cataluña.

La huida de los inversores y de las empresas a causa del procés brinda al País Vasco la oportunidad de situarse como la segunda fuerza empresarial del país, sólo por detrás de Madrid.

Según revela Confidencial Digital, dirigentes de la formación jeltzale han transmitido a Nadia Calviño, la vicepresidente económica, su petición de promover la fusión de BBVA y KutxaBank. Aprovechan que ella misma está fomentando las fusiones para que los bancos españoles tengan una mejor defensa ante lo que se viene encima.

El fracaso del intento del BBVA y el Sabadell ha dejado una imagen de debilidad de dos entidades bancarias que son importantes en la cuarta economía del euro.

En su día, se consideró que esa fusión era una buena solución en el proceso de consolidación de la banca española, en el último puesto de la eurozona en fortaleza de capital. De hecho, la absorción de CaixaBank a Bankia forma parte de esa estrategia.

Además, no hay que olvidar que los inversores no piensan en ampliaciones de capital en un sector muy castigado. Más aun, con una amenazante alta tasa de morosidad a causa de la epidemia de coronavirus.

Pero no acaba ahí la cosa. Desde el PNV también quieren ‘revasquizar’ el banco que preside Torres, logrando influencia directa en el nuevo banco resultante.

Lo harían a través de KutxaBank puesto que la formación jeltzale controla el 57% de la BBK. Además, nueve de los quince miembros del patronato de la fundación bancaria BBK, que controla el accionariado del banco, los designa el propio PNV.

A ello se une que diez de los quince miembros del consejo de administración de KutxaBank también son designados por la formación jeltzale.

Por tanto, el PNV se convertiría en el principal accionista del nuevo banco. ‘Revasquiza’, así, el BBVA y la sede del resultante se ubicaría en Bilbao. Esto supondría que la capital vizcaína crecería en importancia como plaza financiera. Al igual que con Iberdrola, Euskadi contaría con otra gran cotizada con sede en la capital de la región.

La formación jeltzale piensa que esta operación consolidaría, en clave política, su control sobre KutxaBank, frente al posible crecimiento electoral de Bildu en Euskadi.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.