Ojo a navegantes: la inflación ya preocupa en Francia

Ojo a navegantes: la inflación ya preocupa en Francia

La inflación en Francia, en términos interanuales, de mayo se ha situado en el 1,4 por ciento, dos décimas más que en abril, y la mayor subida de precios desde febrero de 2020, según el Instituto Nacional de Estadística de Francia (Insee).

El mes de febrero del año pasado es el último en que los datos se recogieron con normalidad y sin el impacto de la epidemia. El incremento que ha experimentado la inflación en Francia en mayo es el reflejo de la aceleración de los precios de la energía.

En concreto, ha subido un 11,8por ciento interanual, cuando en el cuarto mes del año la subida registrada se situaba en el 8,8 por ciento. Sin embargo, los alimentos frescos se han abaratado hasta en un 3 por ciento en el quinto mes de este año. Es una bajada de su precio inferior al que hubo en abril, cuando cayeron un 3,6 por ciento.

Asimismo, los precios de los productos manufacturados se mantuvieron estables en este mes de mayo. En cambio, en abril se registró una bajada de dos décimas.

Por su lado, los precios de los servicios se incrementaron en un punto porcentual, en tasa interanual. Mayor fue la subida en el cuarto mes del año, en concreto, un 1,2 por ciento.

Para terminar, la tasa de inflación armonizada interanual en el país galo se ha elevado en el quinto mes del año en un 1,8 por ciento. En cambio, durante abril, la subida fue menor, más concretamente, el 1,6 por ciento.

Esta tasa de inflación armonizada interanual es la que utiliza Eurostat, la agencia de estadística de la Unión Europea, para hacer sus cálculos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.