La UE investiga las centrales de carbón españolas

La investigación se centra en los 440 millones de euros en ayudas públicas.
Según un comunicado emitido por la Comisión Europea, ayer se abrió una investigación acerca del régimen de ayudas españolas a centrales de carbón con el objetivo de reducir emisiones contaminantes. La cifra alcanza más de 440 millones de euros concedidos a catorce plantas que se pusieron en marcha estas ayudas en 2007, incentivando, así, por parte del Gobierno español la instalación de nuevos filtros de óxido de azufre en centrales de carbón ya existentes para, de este modo, reducir las emisiones por debajo de los límites fijados. A cambio, las centrales recibirían ayudas públicas durante un periodo de diez años. Se tiene previsto que se sigan haciendo pagos hasta 2020, según indican fuentes comunitarias.
Según la Comisión, la legislación europea sobre ayudas del Estado no permite que se “concedan ayudas estatales a las empresas para que cumplan con las normas obligatorias de la UE en materia de medio ambiente”. Por tanto, si, como se sospecha, los límites de emisión impuestos para la obtención de la ayuda se limitan tan solo a los establecidos en la norma obligatoria, se estaría vulnerando la legislación y se estaría dando a las centrales de carbón beneficiarias una ventaja competitiva desleal con respecto a otras formas de producción de electricidad y a otras centrales de otros países de la Unión Europea.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.