La ofensiva ´Victoria´: los talibán afganos dan un paso al frente

La ofensiva ´Victoria´: los talibán afganos dan un paso al frente

Se desarrollará mientras se produce el diálogo entre el grupo del mulá Mohamed Omar y Estados Unidos.
Ha dado comienzo Victoria, una nueva ofensiva primaveral anunciada por los talibán afganos. Esta campaña se desarrollará mientras se produce el proceso de diálogo entre el grupo fundado por el mulá Mohamed Omar y EEUU, mediante el que se pretende alcanzar la paz en Afganistán.

En las últimas semanas, los ataques en Afganistán se han cobrado la vida y han dejado heridos a cientos de militares y civiles afganos, lo que ha provocado el anuncio de esta nueva ofensiva primaveral que, a su vez, viene cargada de simbolismo. Fath (Victoria) es como ha sido bautizada la ofensiva de los talibán y da comienzo tras la ofensiva que lanzara el propio Gobierno afgano, denominada Jalid.

Después de más de 17 años de conflicto en Afganistán tras la caída del régimen talibán en 2001, queda patente lo complicado que está resultando lograr la paz en este país, puesto que han sido numerosas las negociaciones llevadas a cabo en los últimos meses entre representantes de los talibán y EEUU, que se han cerrado sin acuerdo. Es por ello que se pone en marcha el inicio de esta nueva ofensiva por parte de los talibán.

Los talibán han manifestado, a través de un comunicado, que con su nueva ofensiva pretenden alcanzar el objetivo de “erradicar la ocupación”, “limpiar” el país de “la invasión y la corrupción”, “establecer un sistema islámico” y defender a los “queridos compatriotas”.

“Incluso aunque grandes zonas de nuestra patria han sido liberadas del enemigo, las fuerzas de ocupación todavía continúan ejerciendo influencia política y militar en nuestro país islámico”, han apuntado los talibán.

Los talibán piden a los militares y a los policías afganos, los cuales han tenido muchas bajas en sus filas, que dejen sus puestos y se unan a la insurgencia. Pero la petición principal es dar garantías de que los civiles serán protegidos.

“Una parte clave de las operaciones de Al Fath es sacar a los compatriotas que sirven en el Ejército, la Policía y las milicias y que están siendo utilizados por los invasores para sus propios objetivos”, han afirmado desde el grupo fundado por el mulá Mohamed Omar.

“Con estos fundamentos, pedimos de nuevo a las tropas que trabajan con el enemigo que eviten las hostilidades sin sentido y la resistencia fútil para unirse a los muyahidines y conseguir garantías de vida y riqueza”, han indicado los talibán.

Se retomarán las conversaciones entre este grupo integrista con el representante determinado por Estados Unidos, Zalmay Khalilzad, en Doha, capital de Qatar. Conversaciones a las que ha precedido el anuncio de la nueva ofensiva. En las mismas, participarán delegados de grupos afganos pero se seguirá excluyendo al Ejecutivo de Kabul ya que los talibán se niegan a dialogar con quien consideran marioneta de EEUU.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.