La Justicia de Escocia dice que la suspensión de la Cámara de los Comunes es ilegal

La Justicia de Escocia dice que la suspensión de la Cámara de los Comunes es ilegal

La suspensión del Parlamento británico solicitada por Boris Johnson, primer ministro de Reino Unido, es “ilegal”, según ha sentenciado el máximo tribunal de apelaciones de Escocia. No obstante, la decisión final la tiene el Tribunal Supremo.

Una resolución de una instancia inferior había dictaminado la semana pasada que no se había incumplido la ley. En el mismo sentido había fallado el Tribunal Superior de Londres. En cambio, está sentencia del tribunal escocés tumba las anteriores resoluciones.

De acuerdo con los tres magistrados que suscriben el fallo de esta Corte escocesa, la suspensión parlamentaria tenía “el objetivo inapropiado de obstaculizar el Parlamento”. Se da, por tanto, la razón a los 75 diputados de varios partidos que interpusieron el recurso.

Así, los jueces señalan que “es un caso evidente de un fallo claro a la hora de cumplir con los estándares de comportamiento generalmente aceptados por parte de autoridades públicas”, de acuerdo con un extracto de la sentencia precedente a la publicación, este viernes, del texto completo.

Será el Tribunal Supremo quien tome la decisión final después de una serie de vistas que darán comienzo el martes. En consecuencia, la resolución de la Justicia escocesa no conlleva la reanudación de la actividad parlamentaria.

Por su lado, desde Downing Street admiten su “decepción” por la sentencia y anunciaron que apelarán al Supremo. “El Gobierno de Reino Unido necesita presentar una contundente agenda legislativa. Suspender el Parlamento es la forma legal y necesaria de hacerlo”, argumenta un portavoz gubernamental.

Lo cierto es que la oposición condena en bloque el cierre de la Cámara de los Comunes por la situación actual a tan solo mes y medio de la fecha límite marcada para el Brexit. De ahí que sea aprobara en unos días una ley urgente para obligar a Johnson a pedir la extensión del artículo 50 del Tratado de Lisboa y evitar una salida desordenada el próximo 31 de octubre.

Así las cosas, Joanne Cherry, una representante del grupo que presentó el recurso ante el tribunal escocés, ha exigido que el Parlamento reanude inmediatamente su actividad después de haberse conocido la sentencia a su favor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *