La Iglesia aspira a recaudar 250 millones de euros con la cruz del Impuesto de la Renta

La Iglesia aspira a recaudar 250 millones de euros con la cruz del Impuesto de la Renta

Unos cinco millones de euros se invierten en esta campaña por parte de la Conferencia Episcopal.
En marcha la campaña publicitaria que pide a los contribuyentes que marquen la casilla de la asignación tributaria de su declaración de la renta para la Iglesia católica. Esta campaña la promueve la Iglesia por medio de la Conferencia Episcopal.

Esta institución eclesiástica ha hecho públicos los datos correspondientes a 2016, en los que se traslada que la Conferencia Episcopal dedica a la campaña, denominada “Xtantos”, el 1,9% del dinero que obtiene a través de este modo de recaudar, lo que suponen unos cinco millones de euros.

Haciendo una comparativa para comprender la importancia que la Iglesia da a esta campaña, podemos ver que la Conferencia Episcopal destina ella solo algo menos que lo que destina a Cáritas, la organización que ayuda a los más necesitados, para la que reserva 6,2 millones de euros.

Desde que entrara en vigor el acuerdo alcanzado entre José Luis Rodríguez Zapatero, cuando era presidente del Gobierno (2007), y la Iglesia católica, el volumen de la asignación tributaria ha variado poco entre un año y otro.

Con este acuerdo, voluntariamente los ciudadanos pueden solicitar que se destine el 0,7% de lo recaudado a Hacienda de la contribución por IRPF, dejando así de estar destinada a sufragar otros gastos que el Estado atiende.

Esta solicitud se materializa al marcar la casilla incluida en la declaración de la renta. Entre unos 7 y 7,5 millones suelen hacer uso de esta casilla.

Por otra parte, la cantidad que recibe la Conferencia Episcopal no suele variar. Sí se vio afectada con la crisis económica: de 252,7 millones de euros de 2008 se bajó a 247,1 en 2013.

En los doce primeros años de vigencia del acuerdo firmado en 2007 entre el Gobierno y las autoridades eclesiásticas, se calcula que unos 3.000 millones de euros han engrosado las arcas de la Iglesia. En términos anuales, podemos cifrarlo en unos 250 millones de euros al año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *