Imputados los cuatro policías franceses presuntamente implicados en la paliza a un hombre negro

Imputados los cuatro policías franceses presuntamente implicados en la paliza a un hombre negro

Entre el domingo y ayer lunes, se ha imputado a los cuatro policías franceses investigados por una supuesta paliza a un hombre negro en la entrada de un estudio de música en París.

Los hechos sucedieron el 21 de noviembre. Michel Zecler, el hombre que recibió la paliza, supuestamente, por parte de los cuatro policías franceses había salido del estudio sin mascarilla. Se encontró con la patrulla policial y, por miedo a ser multado, entró apresuradamente en el edificio.

Los agentes se lanzaron a su persecución y de propinaron una paliza en la que, además, Zecler recibió también insultos racistas, según el hombre agredido.

El portal Loopster divulgó, el pasado jueves, las imágenes de los hechos. En consecuencia, el discurso oficial que se había mantenido hasta entonces tuvo que rectificarse. Hasta ese momento, se mantuvo a Zecler detenido bajo la acusación de cometer varios delitos.

La Fiscalía ha pedido que se impute a los cuatro policías franceses

Ahora, son los cuatro policías franceses que le agredieron quienes tendrán que rendir cuentas a la Justicia. En el momento en que se hicieron públicas las imágenes la Fiscalía pidió la imputación de todos ellos.

Están acusados de ejercer una violencia excesiva y de mentir en el informe policial. Dos de los policías tendrán que permanecen en prisión provisional mientras transcurren las investigaciones, según fuentes judiciales.

Por su lado, Hafida El Ali, abogado de Zecler, ha mostrado su satisfacción por las imputaciones a las que considera “perfectamente justificadas”. Además, el hombre que recibió la paliza ha agradecido las muestras de apoyo de los últimos días.

Se han producido numerosas movilizaciones ciudadanas e incluso, Emmanuel Macron, presidente de Francia, ha condenado la agresión.

Coincide este hecho, junto al reciente desalojo violento de un campamento en la Plaza de La República de París con la tramitación parlamentaria de una ley que impulsa el Gobierno francés. El Ejecutivo galo pretende poner límites a la captación de imágenes en las que aparezcan miembros de las fuerzas de seguridad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.