El Gobierno plantea la rotación de alumnos en la universidad

El Gobierno plantea la rotación de los universitarios

Hay que planificar el próximo curso y el Gobierno se plantea que los universitarios roten para acudir a las clases presenciales. El Ministerio de Universidades ha trasladado las recomendaciones del comienzo del curso para una “presencialidad adaptada”.

Así, todos los campus tendrán que calcular el coeficiente de alumnos por aula. Deberán atender a una separación mínima de un metro y medio de distancia y la capacidad real de cada sala.

El consejo del ministerio es que, si son demasiados universitarios, una parte siga la clase presencial y otros lo hagan desde casa. La excepción, que las prácticas y seminarios serán siempre presenciales. A la semana siguiente, los alumnos rotarán.

Al principio, el Ministerio de Educación estableció que la distancia interpersonal debía ser de dos metros. Este miércoles bajó a metro y medio la separación. Esta es la medida que consta en las instrucciones.

La propuesta de que una parte de los alumnos siga la clase magistral desde casa y los demás lo hagan presencialmente no significa que los profesores impartan la clase dos veces. Esto supondría “una sobrecarga” lectiva para los docentes. Por ello, el Ministerio no se lo plantea así.

Hay más novedades. Puesto que se recomienda limitar en la medida de lo posible el transporte público, los campus ampliarán sus aparcamientos de bicicletas y el acceso a pie. De este modo, fomentan el uso de vehículos de dos ruedas no contaminantes por parte de los universitarios.

Después de que muchos centros docentes pusieran en marcha servicios de atención psicológica a la comunidad universitaria durante la epidemia, Manuel Castells, ministro de Universidades, pretende un proyecto más ambicioso.

En sus palabras, llegar a “todo el personal del centro educativo que haya podido estar expuesto al virus o pueda infectarse en un futuro”. También, “la promoción de estrategias de autocuidado”.

Castells se reunió hace quince días con los sindicatos, los rectores y los estudiantes con el fin de concretar las instrucciones. Todos creyeron que el ministro debatiría con ellos el texto de las recomendaciones. Sin embargo, ayer recibieron un correo con el documento ya cerrado.

Estas instrucciones no son de obligado cumplimiento, ya que prevalece la autonomía universitaria, salvo en lo que concierne a las medidas higiénicas básicas. Las que dicte el Ministerio de Sanidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.