“Elecciones”, por Francisco Estepa Vílchez.

Francisco Estepa Vílchez.

Discúlpenme si hoy no hablo de las elecciones en Cataluña y hago mi reflexión sobre otro tipo de elecciones. Tal vez y tras la repercusión mediática que está teniendo el escándalo, tenga conocimiento de lo que ha pasado en Jaén con un proyecto del Ministerio de Defensa al que el Ayuntamiento de la capital concurría y para el que hasta el último momento, todos daban como favorito por su solvencia y rigor. Es para estar orgulloso de tu Gobierno municipal y del trabajo técnico realizado, cuando te llegan las valoraciones que desde instancias del Ministerio de Defensa se hacían al proyecto de Jaén.

Pero la elección parece que en el último momento, cambio por varios factores, aunque el primero y que levantó mayor escándalo, fueron las declaraciones de la Vicepresidenta del Gobierno de España sobre su mediación para que no ganase la mejor propuesta que había sobre la mesa de licitación, sino la oferta de su ciudad natal, Córdoba, y que ganase a pesar que fue presentada a toda prisa y sin el rigor, ni la madurez de la propuesta de Jaén, según vamos descubriendo. Y digo varios factores, porque cada día aparecen nuevas informaciones que dejan en muy mal lugar a otros actores políticos que han jugado también con las ilusiones de toda una provincia, como es el Gobierno de la Junta de Andalucía, que no ha sido transparente y leal con la provincia de Jaén.

Correrán ríos de tinta sobre este escándalo político que salpica al Gobierno andaluz y a la Vicepresidenta del Gobierno de España, mientras el gobierno municipal y la Diputación de Jaén reclaman luz y taquígrafos para despejar todas las dudas y sospechas que se están levantando y que ningún bien hacen a la imagen de algunos políticos y sus partidos.

Con las cosas de comer no se debe jugar y este proyecto significa cientos de puestos de trabajo directos e indirectos, para los que un alcalde socialista, el de Jaén, apoyado por la Universidad, los colectivos sociales, empresariales y profesionales, la Diputación y toda la ciudadanía, está dispuesto a verse las caras con quien haga falta y que se haga justicia, caiga quien caiga. Algo muy diferente a etapas anteriores, en las que hemos visto cómo se deterioraban 120 millones en un tranvía parado, como se dejaba expoliar un parque acuático en construcción, como se abandonaba una ciudad sanitaria para poner un centro comercial que tampoco llega, como se desmantelaba el intercambiador ferroviario en Alcolea, o como en abril veremos el juicio contra ex dirigentes del PP por el caso Matinsreg en este ayuntamiento y con una fianza de 6,5 millones de euros para los acusados. Son ya muchos los agravios que viene sufriendo la ciudad de Jaén y algunos son el resultado de las elecciones de la mayoría de la ciudadanía que con su voto quita y pone gobernantes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.