El debate entre los precandidatos demócratas no deja clara la alternativa a Trump

El debate entre los precandidatos demócratas no deja clara la alternativa a Trump

Quinto debate entre los precandidatos demócratas en Estados Unidos cara a la designación del que se enfrentará previsiblemente a Donald Trump en las elecciones Presidenciales de 2020. Previsiblemente porque está en marcha la segunda fase del posible impeachment contra el presidente estadounidense.

Precisamente, el juicio político estuvo muy presente en el debate de los diez precandidatos. En cambio, las diferencias se hicieron patentes en cuanto a la política fiscal y la cobertura médica. Además, la atención se focalizó en los cuatro que tienen más posibilidades de resultar elegidos.

Se trata de los llamados conservadores, Joe Biden, ex vicepresidente, y el Pete Buttigieg, alcalde de South Bend (Indiana), y los llamados progresistas, los senadores Elizabeth Warren y Bernie Sanders.

Coincidieron todos en las investigaciones en el congreso contra Trump a cuenta de las supuestas presiones a Ucrania para que se investigaran la presunta corrupción de Biden y su hijo Hunter en sus negocios en ese país.

Por supuesto, salió a colación la declaración de Gordon Sondland, embajador de Estados Unidos ante la Unión Europea, quien afirmó que sí hubo quid pro quo ya que la ayuda militar a Ucrania quedaba condicionada a esas indagaciones.

En ese sentido, Warren, una de las primeras personalidades que alzó la voz a favor del juicio político, señaló que “tenemos que establecer el principio de que nadie está por encima de la ley. Tenemos una responsabilidad constitucional y debemos cumplirla”.

Abundó en ello Buttigieg, aunque matizó que aunque “el proceso constitucional de ‘impeachment’ debe quedar fuera de la campaña, la conducta del presidente, no”.

“Si esa es la decisión, que violó la ley y debe ser procesado penalmente, que así sea, pero yo no lo ordenaré”, avanzó Biden, quien prometió que lo dejará en manos del Departamento de Justicia, si llega a la Casa Blanca.

Así las cosas, tanta concordia se quebró al hablar de asunto que no tenían que ver con Trump. Warren pretende subir los impuestos a las rentas altas, algo que criticaron todos los demás precandidatos. También con su propuesta de sustituir el llamado ObamaCare por una cobertura sanitaria para todos.

Sí hubo conexión en materia fiscal entre la senadora y su homólogo Cory Booker. Ambos coinciden en avanzar hacia un sistema fiscal más justo, “pero no estoy de acuerdo con el impuesto a la riqueza del modo en que lo ha planteado Warren”, dijo Booker.

“La mayoría de los demócratas no apoyan el Medicare para Todos, no será aprobado ni en la Cámara de Representantes ni en el Senado (…) No tiene sentido” vaticinaba Biden.

Los primeros precandidatos demócratas caerán en el caucus de Iowa el próximo 3 de febrero.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.