Editorial “Relevo o decadencia”

El Partido Popular es una organización instrumental. Ciudadanos de muchas clases, entre los que destacan una parte de las rentas medias, así como empresas e instituciones conservadoras, depositan en él la capacidad para defender sus intereses.
El PSOE es una organización de clase que busca la emancipación de los trabajadores. Nunca deja de tener esa vocación desde hace ciento cuarenta años. Cuando no cumple con las expectativas otras organizaciones -de clase también-, compiten con él, pero nunca, ciertamente, deja de tener esa vocación. Esa es la diferencia.
Las organizaciones meramente instrumentales, como el Partido Popular, entran en crisis y los grupos de interés que le sustentan pueden optar por cambiar de barco a mitad de la travesía. Lo importante para estos lobbies es cumplir sus objetivos: menor presión fiscal o el mantenimiento de una sociedad conservadora que les sostenga en sus privilegios.
Si así fuera, el Partido Popular desaparecería y sería sustituido, por ejemplo, por Ciudadanos. Pero si el PP quiere seguir desempeñando ese papel instrumental debe cambiar de equipo dirigente. No puede, ni debe, permitir que los intereses de una cúpula o la desidia de Mariano Rajoy haga perder a muchos cuadros el lugar que les corresponde.
Aunque bien es verdad que el ejército que deja tirados a sus heridos, tiende a la desbandada.

2 thoughts on “Editorial “Relevo o decadencia””

  1. El partido popular, se tendrá que regenerar y para eso hay que cambiar a toda la cúpula, están todos contaminados por la corrupción

    1. No me preocupa el PP, siempre tendrá recambio y además sus fines no son de mi incumbencia. Pero si me interesa el PSOE, debería buscar la emancipación de toda la ciudadanía en sus múltiples aspectos no solo la clase trabajadora que ya prácticamente no existe como era. Los esquemas son diferentes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.