Editorial “Orgullosos”

Orgullosos de defender la libertad, ciudadanos y ciudadanas de todas las provincias, hombres y mujeres de todo el mundo, se manifestaron ayer por el derecho a la pluralidad y a la diversidad.
Los derechos del colectivo LGBI se convierten en propuestas de igualdad de todos los ciudadanos sea cual sea su condición, orientación, opinión o situación. Una fiesta de luz y color que fue más allá de la alegría y que supone, año tras año, un paso más en la lucha por la igualdad.
Han sido los gobiernos de izquierdas los que han legislado a favor del matrimonio de personas del mismo sexo, han presentado y aprobado leyes de igualdad y han avanzado en los derechos que ahora se asumen por parte de una mayoría de ciudadanos.
Pero el camino está aún por recorrer. Las agresiones homófobas se suceden a diario. El gobierno tiene que tomar más medidas que avancen hacia una cultura de igualdad y hacia la libertad plena de las personas LGTBI
Ayer la manifestación fue, como todos los años, una explosión de luz y color. Sabor a libertad con los cinco sentidos puestos en la igualdad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.