Dirigentes del PP plantean una gestora que sustituya a la actual dirección tras el fracaso electoral

Dirigentes del PP plantean una gestora que sustituya a la actual dirección tras el fracaso electoral

La formación conservadora ha perdido 71 escaños.
El fracaso electoral del PP en las elecciones generales celebradas el domingo podría pasar factura a Pablo Casado en breve si fructifica el planteamiento de algunos dirigentes populares en el seno de la propia formación de nombrar, cuanto antes, una gestora para sustituir a la actual dirección con el objetivo de refundar el partido.

Surgen varios inconvenientes, el primero de ellos, el más importante, que en unas semanas hay elecciones locales, autonómicas y europeas y a ellas habrían de concurrir sin hacer demasiados movimientos. A ello se añade que, por ejemplo, en Madrid los resultados han sido malos, perdiendo ocho puestos y colocándose Ciudadanos dos puntos por encima.

En Euskadi han desaparecido y ni tan siquiera Javier Maroto, responsable de la campaña electoral, ha conseguido ser elegido. Muy semejante ha ocurrido en Cataluña, donde pasan de tener seis escaños a quedar solo uno, el de Cayetana Álvarez de Toledo por Barcelona. En Castilla y León, feudo tradicional de la formación conservadora, han perdido ocho diputados y Ciudadanos les ha sobrepasado. En Andalucía, ha perdido 12.

Las cifras hablan por sí mismas. El PP ha perdido 71 escaños respecto a la última legislatura, y pasan a tener 66, desde los 137 logrados en 2016, lo que hace cuestionar el liderazgo de Casado. Se trata del peor resultado de su historia. Ni siquiera sumando los diputados de las tres derechas se consigue un número que se acerque a lo obtenido por la suma de la izquierda, a pesar de haber logrado 400.000 votos más, solo teniendo en cuenta a PSOE y Podemos. En su conjunto, la derecha cae un 3% en votos y 23 escaños respecto a las anteriores elecciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *