Cospedal reconoce las llamadas de Villarejo

Cospedal reconoce las llamadas de Villarejo

Dice que “no cambiaron nada” de los casos contra el PP ya investigándose.
Mientras que hace unas semanas salía adelante la reprobación a Dolores Delgado, ministra de Justicia, por las grabaciones desveladas por el ex comisario José Manuel Villarejo, María Dolores de Cospedal, ex ministra de Defensa, dice ahora que las informaciones privilegiadas que le llegaron a través de su marido, Ignacio López del Hierro, recibidas de Villarejo “no cambiaron nada” en los casos judicializados contra el PP y que son “conversaciones en las que cuenta a un particular lo que él considera que está ocurriendo”.

Distinta vara de medir, sin duda, cuando se trata de esconderse y protegerse de los focos censores.

Según el comunicado enviado a Europa Press por Cospedal, el objeto de las filtraciones de estas grabaciones es “cubrir el hecho de que personas muy relevantes del actual Gobierno negaron hasta tres veces conocer al comisario Villarejo, cuando se ha evidenciado que no era cierto”. Y añade que este asunto no ha sido negado “en ningún momento ni por Ignacio López del Hierro ni por mí”.

Tratando torpemente de salir al paso de estas informaciones filtradas, Cospedal asegura que “se trata de conversaciones en las que Villarejo cuenta a un particular lo que él considera que está ocurriendo con asuntos que se están conociendo en ese momento y que tienen que ver con personas vinculadas al PP”. “Como es lógico y por la relación que tiene conmigo, esa persona recibe la información y pregunta acerca de ella pues puede ser un tema importante, como luego se conoció”.

Además, afirma que “los temas de los que se habla están todos judicializados desde hace nueve años y esas conversaciones no cambiaron nada de lo que sucedió, ni por parte de Ignacio López del Hierro, ni por mi parte, secretaria general del PP”.

Y sale al paso torpemente porque, por desconocimiento o por querer negar la evidencia, de esas grabaciones se desprende que el marido de Cospedal habría actuado como intermediario entre la dirección del Partido Popular y el entonces comisario, puesto que se revela que Villarejo obstaculizó las investigaciones de los casos Gürtel, Brugal y Umbra que señalaban a altos cargos populares.

También, que colaboró para evitar que otras causas prosperaran. No resulta comprensible que Cospedal diga que “no cambiaron nada” de los casos judicializados por la corrupción en el PP.

Y es distinta vara de medir porque, si la comida con Villarejo que desembocó en la reprobación a Delgado tuvo lugar hace nueve años, y que es evidente que no tenían mayor trascendencia, ahora la ex secretaria general del PP resta importancia a estas conversaciones reveladas porque se produjeron entre junio y noviembre de 2009, según uno de los medios que han destapado el asunto, hace también nueve años, en los meses que siguieron al estallido del caso Gürtel.

Si las grabaciones de Villarejo en la comida fueron suficientes para reprobar a la titular de Justicia a juicio de los populares, como mínimo en lo que respecta al tiempo, también lo es para que Cospedal se censure a sí misma, aunque sea una diputada rasa, más aún cuando los audios conocidos ahora sí pudieron influir y cambiar algo en los casos investigados de corrupción del PP, como parece evidente. El qué y el cuánto, de momento, no se ha desvelado.

2 thoughts on “Cospedal reconoce las llamadas de Villarejo”

  1. ¡ Qué desvergüenza por parte del PP, por parte de Villarejo, por parte de Cospedal que conocía, a través de su marido, todas las investigaciones que se estaban haciendo al PP por la trama Gürtel ,y encima personas relevantes del partido negando conocer a Villarejo. Si Villarejo transmitió al marido de Cospedal las investigaciones al PP es porque las conocía, estaba advirtiendo al PP de lo que se estaba produciendo, pero Cospedal no le dio la más mínima importancia porque para ella eran conversaciones de Villarejo con un particular. Entonces, ¿por qué Villarejo está en la picota ? ¡ Que se lo pregunten a Cospedal !

  2. Hoy martes, hemos conocido que Villarejo se entrevistó con Cospedal en el despacho de la ex ministra para informarle sobre las investigaciones al PP en relación con el caso de la Gürtel. Por lo tanto, Cospedal estuvo informada de las investigaciones que le procuró Villarejo, y ahora se prengunta Cospedal sobre quien filtró esa entrevista y las declaraciones que se hicieron.¡ Vaya poca vergüenza ! No podrá negar que sabía mucho sobre las investigaciones al PP, y el PP debería hacer que Cospedal no pueda aceptar los cargos que podrían ser presentados y otorgados para ella, pero como es amiga de Casado y fue ella quien lo aupó a la Presidencia del PP todo va a quedar en papel mojado. En cambio la actual ministra de Justicia ha sido reprobada en el Parlamento por los audios de Villarejo. ¡Vaya sinvergüenza que es Villarejo !

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.