Cinco proyectos españoles contra la pobreza en la final de Tackle Fuel Poverty

Esta iniciativa identifica en Europa los proyectos sociales más innovadores que contribuyan a paliar las situaciones de pobreza energética.

Han sido cinco, finalmente, los proyectos españoles que irán a la final de esta iniciativa. El jurado ha valorado, además de la innovación del proyecto, su impacto social, su capacidad de escalabilidad a otros territorios y su sostenibilidad a medio y largo plazo. Durante la Convención de las Naciones Unidas sobre el cambio climático, COP23, se anunciarán los ganadores. El jurado ha dicho, tras elegir a los candidatos españoles, que “la pobreza energética es un problema real en España. Durante estas semanas, hemos confirmado que existen muchísimos colectivos que están ya trabajando en el tema, pero también que hay ideas muy potentes, que necesitan de financiación y apoyo. El emprendimiento social contribuye al bienestar y a la sostenibilidad social y medioambiental y es nuestra misión contribuir a fomentarlo y ayudarlo a crecer”. Los proyectos españoles se unirán a los de Grecia, Alemania, Italia y Portugal.
Los proyectos españoles son Aeioluz, ACA, ECODES, Trama TecnoAmbiental y Fundación Tomillo. Aeioluz, una cooperativa centrada en la consultoría y educación energética y con dimensión social, especialmente activa en Valencia, Alicante y Castellón, busca democratizar la gestión de la energía integrando y educando a la sociedad, y está enfocada a las personas para ayudarlas a mejorar su situación social y económica con apoyo municipal. Por su parte, ACA propone el PICE network, cuyo objetivo es dar poder a las personas en el uso de la energía en los hogares y así reducir su vulnerabilidad energética. Está compuesta por una red de Puntos de Información a la población. ACA coordina la red y ofrece soporte completo a través de formación, materiales de comunicación y un punto central basado en web.
ECODES ofrece una solución tecnológica para superar la pobreza energética en España, bajo el lema “Ni un hogar sin energía”. Ofrece una herramienta online para recabar información de las personas que sufren pobreza energética y,yasí, proporcionar un informe con propuestas para reducir la factura energética de forma individualizada. Por su parte, el proyecto de Trama TecnoAmbiental, propone instalar un sistema fotovoltáico para dar electricidad a 40 viviendas y alumbrado público en la Rambla del Agua, en Granada. Se daría, así, acceso a electricidad en áreas rurales remotas. Finalmente, el proyecto de Fundación Tomillo, que ya ha ayudado a 117 familias, consiste en desarrollar oficinas técnicas de proximidad para impulsar y coordinar a todos los agentes en la lucha contra la pobreza energética mediante acciones de concienciación que promuevan un cambio en el modelo actual.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.