Casado ve el viento a su favor

Casado ve el viento a su favor

“Las velas están bien orientadas” y “muy pronto” vendrán “vientos de cambio” es lo que ha asegurado Pablo Casado, líder del PP, ante la Junta Directiva Nacional del partido.

Durante su intervención en el máximo órgano de la formación entre congresos, Casado ha acusado a Pedro Sánchez de intentar “reventar” y “socavar” los gobiernos populares en las Comunidades Autónomas.

En cambio, dijo, esa estrategia ha actuado como un “búmeran” contra el PSOE. De hecho, destaco que el PP ha salido “reforzado” después de fracasar las mociones de censura en Murcia y en Castilla y León.

Flanqueado por Teodoro García Egea, secretario general del PP, e Isabel Días Ayuso, la presidente de la Comunidad de Madrid, el líder popular se ha mostrado exultante.

Ya en abierto a los medios, Casado advirtió de que la estrategia de Moncloa ha sido un “búmeran” que le “ha dado en la cabeza” a Sánchez. “Ha ido a por lana y ha salido trasquilado”, enfatizó.

Así, subrayó que al presidente del Gobierno le pagan “para servirles, no para servirse de ellos en partidas de ajedrez o guiones de series de Netflix”.

Siguiendo esa línea de confrontación, el líder popular acusó a Sánchez de usar una estrategia “inmoral” e “irresponsable”, tratando de “derribar gobiernos del PP”.

A renglón seguido, atacó a esos “nuevos” ejecutivos “Frankenstein” que pretenden desde Moncloa y que ahora cuentan también con Ciudadanos. Habrá que ver qué tal sientan estas palabras entre los dirigentes de la formación naranja castellanoleonenses.

“El PP claramente sale reforzado de todo esto. Hay demasiado PP para esas pequeñas y cortas ambiciones de poder”, dijo Casado. Antes, había destacado que Sánchez “ha salido derrotado” y “está más débil” tras lo de Murcia y Castilla y León.

Casado aprovechó la ocasión para criticar que, frente al “hartazgo” de los españoles por la epidemia, haya quienes buscan “poder y rédito político, como Sánchez”.

“El PP no está en esa estrategia, sino gestionando, gobernando y cerca de los que lo pasan mal”, remarcó, para luego recordar que en Madrid habrá elecciones.

“Venían de camino tres mociones” que habrían “dado al traste” con los esfuerzos hechos en la Comunidad madrileña. “El 4M elegimos entre progreso o intolerancia; empleo o paro; oportunidades o subida masiva de impuestos; educación en libertad o adoctrinamiento en la mediocridad; sanidad de calidad o la incompetencia que demuestra el Ministerio de Sanidad. En definitiva, entre libertad y comunismo”, dijo haciendo suyo el eslogan de Díaz Ayuso.

En este punto, Casado siguió con la estrategia de tratar de atraer a expopulares, como muchos militantes de Ciudadanos. Pero también a los socialdemócratas “avergonzados” por la “deriva” del PSOE, del que dijo que está hecho a “imagen y semejanza de Sánchez”.

Así las cosas, hizo un llamamiento a aunar esfuerzos con el fin de “coser las fracturas y heridas que se han abierto”. Fue entonces cuando lanzó el mensaje de que “las velas están orientadas” y que “el viento de cambio” llegará “muy pronto” y ganar las elecciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.