Canarias: explosiona la tensión migratoria

Canarias: explosiona la tensión migratoria

A la Península han llegado 1.500 migrantes procedentes de Canarias desde que estalló la crisis en el Muelle de Arguinequín (Gran Canaria). Los traslados han sido puntuales y discretos bajo control de la Policía, informan a Europa Press fuentes policiales.

La situación en Canarias era insostenible con la llegada constante de pateras y el hacinamiento en el muelle. Los datos del Ministerio del Interior señalan que desde setiembre han llegado a las islas más de 12800 migrantes.

Ante la creciente tensión migratoria, Fernando Grande-Marlaska, ministro del Interior, viajó ayer a Rabat para mantener un encuentro con su homólogo marroquí.

Según las fuentes policiales, los traslados a la Península han sido puntuales. Se ha priorizado hay quienes tienen perfil de protección internacional y de colectivos vulnerables.

Varios colectivos sociales llevan pidiendo desde hace semanas que se agilicen los traslados. De ese modo, se paliaría la situación de insalubridad que padecen las 2.000 personas que continúan en el muelle de Arguineguín. Tal es así, que el Gobierno ha autorizado el traslado de alrededor de 400 migrantes desde esa ubicación al campamento militar de Barranco Seco.

Envío de antidisturbios a Canarias

Además, el jueves el departamento que dirige en Grande-Marlaska decidió enviar a la zona dos grupos del antidisturbios. La Unidad de Intervención Policial (UIP) servirá, así, como refuerzo para afrontar la tensión migratoria en Canarias.

Algunas autoridades locales y los partidos de la oposición han pedido la dimisión del ministro del Interior y de José Luis Escrivá, de Migraciones. Sostienen que la asistencia a los migrantes ha sido deficiente.

Estos han llegado a deambular por las islas durante horas puesto que los sistemas de acogida se vieron colapsados. A su vez, Escrivá viajó a Canarias ayer junto a José Luis Ábalos, ministro de Transportes.

El jueves era Ana Oramas quien denunciaba en una entrevista en TVE la situación que estaba atravesando el Muelle de Arguineguín. Alertó de que Canarias podría convertirse en “Lesbos, Lampedusa o Moira”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.