Bernie Sanders, candidato a las primarias demócratas para las presidenciales 2020

Bernie Sanders, candidato a las primarias demócratas para las presidenciales 2020

Dice presentarse para hacer realidad alguna de sus ideas progresistas.
Bernie Sanders, senador demócrata por Vermont, ha anunciado que vuelve a presentarse a las primarias de su partido para ser elegido candidato para las elecciones presidenciales de 2020. Ya lo hizo en 2016, pero fue derrotado por Hillary Clinton. “Quería que el pueblo de Vermont fuera el primero en saberlo”, ha declarado en una entrevista a la Radio Pública de Vermont.

“Lo que prometo hacer”, dijo, “cuando vaya por todo el país, es llevar los valores de los que todos nosotros en Vermont estamos orgullosos, la confianza en la justicia, la comunidad, la política de base, las reuniones municipales. Eso es lo que voy a llevar por todo el país”. De este modo, pretende plantar cara a Donald Trump, presidente de Estados Unidos, y hacer realidad alguna de sus ideas progresistas, tales como la cobertura sanitaria universal, el incremento del salario mínimo a quince dólares y bajar la deuda de los estudiantes. Estas propuestas ya las incluyó en su campaña de 2016.

Opinó que “el actual inquilino de la Casa Blanca es una vergüenza para nuestro país. Creo que es un mentiroso patológico. También creo que es un racista, un sexista, un homófobo, un xenófobo y alguien que está tratando de ganar puntos fácilmente intentando señalar a las minorías, a menudo los inmigrantes indocumentados”. Con ese objetivo, espera en su campaña con un millón de personas para encabezar un “movimiento de base de personas preparadas para levantarse y luchar”.

Cuando Bernie Sanders se presentó a las primarias de 2016, su única oponente fue Hillary Clinton. Ahora, en cambio, reconoce, la campaña será muy diferente. Ya hay una docena de candidatos que han anunciado que se presentarán o están dispuestos a hacerlo, entre ellos, Cory Booker, Kirsten Gillibrand, Kamala Harris, Amy Klobuchar y Elizabeth Warren.

Hay quienes, dentro del partido, creen que él no es quien mejor representa “la cara del nuevo Partido Demócrata”, a lo cual el senador por Vermont, de 77 años de edad, ha dicho que “tenemos que mirar a los candidatos no por el color de su piel, no por su orientación sexual o su género ni tampoco por su edad. Creo que tenemos que intentar avanzar hacia una sociedad no discriminatoria que mire a las personas basándose en sus capacidades y en lo que defienden”, aseguró, haciendo hincapié en su estado de salud y su “nivel de energía”.

Frente a las acusaciones de sexismo y de acoso sexual contra algunos de sus trabajadores, Bernie Sanders ha confirmado que su equipo va a reforzar la formación contra el acoso sexual de los empleados. “Vamos a proporcionar mucha más educación y formación a todos nuestros empleados y tenemos a bordo de esta campaña un equipo muy, muy experimentado de gente que hace exactamente eso, trabajar contra el acoso sexual y la discriminación” destacó.

Actualmente cumple su tercer mandato como senador por Vermont y ha sido congresista en la Cámara de Representantes y alcalde de Burlington.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.