Barça-Real Madrid: ¿dónde y cuándo?

Barça-Real Madrid: ¿dónde y cuándo?

Las consecuencias de la sentencia del Tribunal Supremo contra los líderes independentistas del procés, ha alcanzado al encuentro Barça-Real Madrid del próximo día 26 de octubre. Por si la cosa por las condenas no estaba ya calentita y un Clásico ya es de por sí una olla a presión, el club barcelonés ha venido a echar más leña al fuego.

La directiva culé emitió un comunicado mostrando su discrepancia con la sentencia del Supremo. Se une a las declaraciones de Xavi Hernández –que vive cómodamente en Catar- y Pep Guardiola –que vive cómodamente en Manchester-. Dos iluminados eruditos versados especialmente en la Constitución Española, el Código Penal y el Derecho Internacional.

Así las cosas, y visto lo revuelto del ambiente, LaLiga ha solicitado a la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) que considere cambiar el partido Barça-Madrid y propone que se permuten las jornadas, es decir, que el 26 de octubre se juegue en el Bernabéu y el encuentro del 29 de febrero o 1 de marzo se dispute en el Camp Nou.

Invoca los artículos 188, 239 y 240 del Reglamento General de la Federación que señala la posibilidad de cambiar de ciudad para el partido por causas de “fuerza mayor”. Será el Comité de Competición quien decida después del informe que emitirá la Delegación del Gobierno en Cataluña a instancias suyas. También opinarán los clubes.

Por de pronto, el Real Madrid se niega a la permuta y prefiere que, si la seguridad no está garantizada, se suspenda el partido y se juegue en otra fecha. Por su lado, parece que el FC Barcelona coincide en ello puesto que prefiere que se juegue en Barcelona o se suspenda y aplace, pero nunca trasladarse a Madrid.

El partido debe jugarse, si se juega el 26, a las 13:00, lo que obliga a la expedición madridista a viajar a la Ciudad Condal el día anterior y pernoctar en tierras barcelonesas. Esto supone redoblar la seguridad en el hotel.

Todo esto tiene una razón más específica que la candente situación actual, que tal vez amaine en los apenas diez días que quedan. Una causa más poderosa subyace.

Tsunami Democràtic, la organización casi secreta que ha promovido las movilizaciones en toda Cataluña, con especial incidencia en el colapso del aeropuerto de El Prat, anunció una manifestación para, precisamente, el día 26, coincidiendo con el encuentro.

Un Barça-Real Madrid es un magnífico altavoz en la estrategia de comunicación de los independentistas cara a la internacionalización del conflicto y su repercusión extramuros. Ya lo intentaron el día del referéndum ilegal tratando de que se suspendiera el encuentro de esa fecha, pero fracasaron porque la plantilla blaugrana se negó a la suspensión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.