Alerta por desnutrición en los refugiados venezolanos

Alerta por desnutrición en los refugiados venezolanos

Altos niveles de malnutrición, diarreas y enfermedades transmisibles.
Cruz Roja ha dado la voz de alerta acerca de la salud de los refugiados venezolanos que llegan a Colombia. Emanuele Capobianco, jefe de Salud de la Federación Internacional de la Cruz Roja, FICR, ha advertido de esta situación en Cúcuta, la localidad colombiana donde llegan los migrantes desde Venezuela a través del puente Simón Bolívar. “Lo primero que sorprende es un flujo masivo y constante de venezolanos que llegan a Colombia, a pie, con sus pertenencias en los hombros, bajo un calor insoportable”, alertando de que la situación es “muy preocupante” y que se hace necesaria “una respuesta mayor de la que se está proporcionando”.
En concreto, Capobianco habla de “los altos niveles de malnutrición entre los niños y las mujeres, que hace que los sistemas inmunitarios estén muy afectados”, por lo que hay casos de diarrea generalizada y de infecciones respiratorias. “La malnutrición entre las mujeres y los niños es incontrolada”, destacó. También se han detectado enfermedades transmisibles como la difteria y el sarampión, afecciones para las que los niños deberían estar inmunizados de haberse cumplido los calendarios preventivos en su país de origen. Una de las tareas de Cruz Roja será implementar campañas de vacunación entre esta población refugiada.
Para el jefe de Salud de FICR, “la cobertura de vacunación en Venezuela es claramente muy baja”, añadiendo que se evidencia la falta de mecanismos de prevención al haberse registrado casos de dengue y malaria, transmitidas por mosquitos. El experto detalló que los enfermos crónicos de enfermedades como la hepatitis, tuberculosis, HIV-SIDA o hipertensión llevan meses sin recibir medicamentos, otra manifestación de que el sistema sanitario venezolano está muy mermado por la crisis que atraviesa el país. Asimismo, advirtió de que ya se han dado casos de mortalidad materna “y, si no se toman medidas, veremos más casos ocurriendo con más frecuencia”.
A ello se une, que ante tan crítica situación, la población busca mecanismos de supervivencia, como el trabajo infantil y la prostitución. En conclusión, “se necesita una respuesta mayor, regional y coordinada entre las instituciones nacionales y los organismos humanitarios, y no solo en Colombia, también en el resto de los países fronterizos, porque pasa lo mismo en las fronteras de Brasil, Ecuador y Perú”, zanjó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.