Se abre un corredor turístico entre Alemania y Mallorca para salvar el turismo

Se abre un corredor turístico entre Alemania y Mallorca para salvar el turismo

Primera medida a nivel internacional para salvar el turismo. Desde el 15 de junio se abre un corredor turístico entre Alemania y las Islas Baleares. Así lo autoriza una orden del Ministerio de Sanidad por la que se levantan parcialmente los controles temporales en las fronteras interiores.

De este modo, se permite la entrada al archipiélago balear de turistas procedentes de Estados miembros o Estados asociados Schengen. Eso sí, sólo a través de rutas aéreas específicas.

Igualmente, se permite la entrada a territorio nacional por las fronteras interiores a aquellas personas que lleguen a Baleares a través de este corredor turístico. Una medida muy esperada, así como la de que no tendrán que guardar cuarentena.

La orden ministerial recoge 48 vuelos procedentes de distintos aeropuertos alemanes cuyos destinos sean Palma de Mallorca, Ibiza y Mahón. Son los programados entre el 15 y el 30 de junio. Así se publicó ayer en el Boletín Oficial del Estado (BOE).

Con todo, la apertura de un corredor turístico exige que la Comunidad Autónoma de destino se encuentre ya en la fase III de la desescalada. Otra exigencia es que el Estado de procedencia de los turistas cuente con una tasa de incidencia por cada 100.000 habitantes inferior a nueve casos durante siete días consecutivos. Igual requisito se aplica para las Islas Baleares.

Se requiere que los turistas que vengan a través de estos corredores turísticos cuenten con billete de ida y vuelta desde el aeropuerto de origen. También, de alojamiento en el destino durante todo el periodo de estancia, que no puede ser de menos de cinco noches.

Otros requisitos para el corredor turístico

Asimismo, estos corredores sólo podrán establecerse si el destino mantiene la consideración de aeropuerto de entrada al disponer de capacidad de atención a emergencias salud pública de relevancia internacional.

Tanto los aeródromos de origen como los de destino debe formar parte del Programa Voluntario de Monitorización de la Implementación del Protocolo Operativo de EASA para el Covid-19 o tener implantadas las recomendaciones de la Agencia de la Unión Europea para la Seguridad Aérea (EASA).

Esto es aplicable a partir del 15 de junio o en el momento en que se vayan a efectuar los vuelos. También, a las compañías aéreas que vayan a operar dentro del corredor turístico seguro.

Además, éstas tendrán que informar del número máximo de plazas diarias que piensan comercializar y facilitar el formulario salud pública al pasajero. El viajero debe llevar consigo este Passanger Location Card (PLC) en su entrada a España con el fin de poder ser localizado en caso de necesidad.

Personal de Sanidad Exterior realizará los controles sanitarios precisos. Esto incluye el control de los documentos en función del PLC, así como cualquier otro que considere oportuno.

Desde hoy, quedan excluidos del cumplimiento de la cuarentena a su llegada a España los trabajadores transfronterizos, transportistas y las tripulaciones. Asimismo, los profesionales sanitarios que se dirijan a su trabajo, pero si no han estado en contacto con personas diagnosticadas de coronavirus.

También quedan exceptuadas de este requisito aquellas personas que accedan al territorio nacional a través del corredor turístico Alemania-Baleares.

Los ciudadanos de los Estados miembros o Estados asociados Schengen que se muevan por España para participar en una operación de la Agencia Europea de la Guardia de Fronteras y Costas tampoco deberán hacer cuarentena.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.